Hyundai Tucson N-Line, mayor deportividad

Hyundai Tucson N-Line, mayor deportividad

Con pequeños cambios de estilo, se refuerza la suspensión y la dirección

La gama del nuevo SUV Tucson se amplía con la versión deportiva N-Line, disponible con motores que van desde 136 hasta 185 CV. Se diferencia por su aspecto más dinámico y diversos órganos mecánicos se modifican como la suspensión y la dirección.

Esta denominación N-Line, estrenada en el i30 el año pasado, se expande al Tucson y va dirigida a un usuario más exigente pero que quiere mantener la versatilidad y comodidad de sus hermanos de gama. El vehículo se va a ofrecer en tres motores y tanto en tracción de dos ruedas motrices como de cuatro.

Uno de los propulsores es el nuevo híbrido de 48 V cuyo objetivo es igualar o superar las prestaciones pero con mejor eficiencia de combustible. El diésel más potente es de 185 CV, aunque también se vende otro con menor cilindrada de 136 caballos y el gasolina 1.6 T-GDI de 177 CV. En todos los casos, cumplen con los nuevos estándares de emisiones Euro 6d Temp. La tecnología híbrida, con una batería de iones de litio, reduce el consumo y las emisiones de CO2 hasta en un 11 %.

El Tucson N-Line presenta elementos exteriores e interiores característicos, que se combinan con diversos ajustes en la suspensión, algo más adaptada para una conducción más deportiva. Los tarados no excesivamente rígidos puesto que se endurece un 5 % detrás y un 8 % delante. En cuanto a la dirección, los cambios transmiten una sensación lineal más directa al volante.

Por fuera, se reconoce por el nuevo diseño de los paragolpes y la parrilla con cromados oscurecidos. Además, las llantas de aleación de 19 pulgadas y los retrovisores y el alerón trasero en negro brillante resaltan con relación a los Tucson ya conocidos. Otros detalles son los faros delanteros con bisel oscuro, el nuevo diseño de las luces de circulación diurna de led y las líneas de cintura de las lunas en combinación con las manetas de las puertas del color de la carrocería.

En el interior, destacan los asientos deportivos con una tapicería combinada de cuero y alcántara, específicos de la línea N, así como los pespuntes rojos en el volante y los asientos. Los pedales deportivos de aleación y la palanca de cambios revestida de cuero, forma parte igualmente de los detalles exclusivos de este acabado.