.

Qué se sabe de las bombas enviadas a políticos y medios en EEUU

La policía evacúa el edificio Time Warner de Nueva York, sede de la cadena CNN/Efe
La policía evacúa el edificio Time Warner de Nueva York, sede de la cadena CNN / Efe

El FBI ha interceptado en varias ciudades paquetes con artefactos explosivos dirigidos a destacadas figuras públicas | Todos llevan el mismo remitente: Debbie Wasserman Schultz

COLPISA / AFPNueva York

La policía federal de Estados Unidos, FBI, investiga desde este miércoles el envío de varios paquetes sospechosos con «dispositivos potencialmente destructivos» y dirigidos a destacadas figuras políticas y medios de comunicación que son blancos usuales de críticas del presidente Donald Trump.

En un clima político polarizado por las elecciones legislativas de mitad de mandato del 6 de noviembre, vistas como un referendo sobre la gestión de Trump, el mandatario reaccionó primero llamando a la unidad y condenando los «actos de violencia política», pero luego volvió a atacar a los medios de comunicación.

Los hechos

Entre lunes y miércoles fueron interceptados en Nueva York, Washington DC y Florida paquetes enviados por correo en sobres de manila con interior de plástico con burbujas, etiquetas de dirección impresas en computadora y seis sellos con la bandera estadounidense.

Todos tenían el mismo remitente: Debbie Wasserman Schultz, legisladora demócrata por Florida, y expresidenta del Comité Nacional Demócrata.

Los destinatarios

George Soros: el paquete dirigido al multimillonario, filántropo y partidario del Partido Demócrata fue hallado el lunes en el buzón de su residencia en Nueva York.

Hillary Clinton: el dispositivo para la excandidata presidencial demócrata, exsecretaria de Estado y exprimera dama fue interceptado el martes en su casa al norte de Manhattan, que comparte con su marido, el expresidente Bill Clinton, y que está cerca de la de Soros.

Barack Obama: el artefacto destinado al expresidente fue detectado el miércoles en su residencia de Washington DC.

John Brennan: el paquete para el exdirector de la CIA fue hallado el miércoles en las oficinas de CNN de Nueva York, donde Brennan colabora habitualmente como analista.

Eric Holder: el sobre para el exfiscal general de Obama fue detectado el miércoles pero no en la dirección a la que estaba dirigido, sino en la Wasserman Schultz en Florida.

Robert De Niro: el actor, que ha criticado abiertamente a Donald Trump, ha sido el último en recibir uno de estos paquetes este mismo jueves en su domicilio de Nueva York.

Joe Biden: este mismo jueves, la policía confirmó que otros dos paquetes fueron dirigidos a un domicilio en el Estado de Delaware a nombre del exvicepresidente de Obama, potencial candidato demócrata a la presidencia para 2020.

Además, Maxime Waters, legisladora demócrata por California, reveló el miércoles ser destinataria de otro de estos paquetes, pero el FBI no confirmó estar investigándolo en el marco de este caso.

El contenido de los paquetes

Los paquetes contenían, según reportes y la divulgación de una fotografía, bombas caseras pequeñas pero potencialmente letales: un tubo metálico lleno de material explosivo y metralla, herméticamente sellado en los extremos y detonado por un fusible insertado a través de un agujero.

El comisionado de la policía de Nueva York, James O'Neill, describió el enviado a Brennan en la CNN como un «dispositivo explosivo vivo». O'Neill dijo que el paquete también contenía un sobre con un polvo blanco no identificado.

En el caso de los paquetes dirigidos a Clinton y Obama, el Servicio Secreto de Estados Unidos dijo que fueron identificados en procedimientos rutinarios de revisión de correo que realiza en instalaciones separadas de los hogares de sus protegidos.

Los destinatarios «no recibieron los paquetes ni estaban en riesgo de recibirlos», señaló en un comunicado.

Sin sospechosos

Hasta el momento no se han identificado sospechosos. El FBI dijo que ha enviado los paquetes a su laboratorio en Quantico, Virginia, para su análisis. «Es posible que se hayan enviado paquetes adicionales a otras ubicaciones», advirtió el FBI.

Los destinatarios son todos demócratas atacados con frecuencia por Trump en Twitter y en discursos en los que defiende su victoria electoral de 2016 y las políticas que ha implementado desde que asumió la presidencia en enero de 2017.

Obama lo precedió en la Casa Blanca y Clinton fue su rival en las elecciones de 2016. Holder fue fiscal general en los últimos años del gobierno de Obama.

Trump ha calificado a la cadena estadounidense CNN como la principal proveedor de «noticias falsas» contra él, y Brennan es quizás su crítico más acérrimo en la comunidad de seguridad nacional.

Trump a menudo ridiculiza a Waters, una demócrata de alto rango, como de «bajo coeficiente intelectual» y ha atacado regularmente a Wasserman Schultz.

Soros fue señalado por Trump a principios de octubre de pagar a manifestantes para protestar contra la reciente nominación a la Corte Suprema del juez Brett Kavanaugh, acusado de intento de violación cuando estaba en la secundaria.

Más información

 

Fotos

Vídeos