Iveco registra su mejor año desde antes de la crisis, con más de 48.000 furgones y cabinas

Raúl Ayuso, director de la fábrica vallisoletana. /
Raúl Ayuso, director de la fábrica vallisoletana.

Las previsiones de CNH Industrial contemplan para 2017 un aumento de producción del 10% en la factoría vallisoletana

ÁNGEL BLANCO ESCALONA

De la fábrica de Iveco en Valladolid salieron el año pasado más de 48.000 unidades, sumadas las del vehículo comercial ligero Daily y las cabinas en chapa y pintura de los camiones pesados Trakker y Stralis. Esta producción supone un incremento superior al 50%en el caso de los furgones, el mejor dato desde antes de la crisis, que en el caso de la planta de la multinacional italiana trajo consigo años de continuas paradas y zozobra. Teniendo en cuenta que en 2016 la factoría comenzó la producción de las cabinas de pesados, desde la empresa realizan un balance muy positivo.

La recuperación de los ritmos de fabricación propició asimismo que la empresa materializase nuevas contrataciones, de modo que la planta ha estabilizado su plantilla en las 1.000 personas, según señalaron desde la dirección de las instalaciones. En la actualidad, la línea de montaje trabaja a dos turnos, de mañana y tarde, mientras que la de pintura ha ampliado a un tercer turno gracias a la llegada de la cabina del camión en sus dos versiones. «Fabricamos nuestros productos de una forma constante durante todo el año, adecuándonos a la evolución del mercado explicaron desde la empresa. De esta forma, nuestro ritmo de producción medio durante el pasado año ha sido de 250 unidades diarias.

«Haber cumplido un año sin expedientes de regulación es algo de lo más positivo»

Raúl ayuso, director de la fábrica

-¿Cuáles son los objetivos que se han fijado para este ejercicio?

Además de conseguir llegar al nivel oro en la auditoría WCM , logrando así, ser una de las primeras plantas del grupo en hacerlo, queremos consolidar la fabricación de las cabinas de vehículos pesados que comenzamos el pasado año. También tenemos como objetivo seguir trabajando para conseguir la mayor eficiencia, calidad y adaptabilidad en nuestros sistemas de producción, sirviéndonos para ello de la aplicación de las nuevas tecnologías. Y todo ello sin olvidarnos de la sostenibilidad, un punto importante para nuestra compañía.

¿En qué cree que debe o puede mejorar la fábrica que dirige?

La factoría de Iveco en Valladolid es, junto a la de Madrid, de las más eficientes de las 64 que conforma el Grupo CNH Industrial, por sus significativos avances en calidad, protección medioambiental, seguridad e innovación en los procesos de producción. Pero no nos conformamos. La mejora continua y unos altos estándares de calidad de nuestros productos son nuestros pilares y, a la vez, objetivos principales.

¿Es ya una fábrica 4.0? ¿De qué avances disponen en este sentido y cuáles tienen previsto incorporar?

Para nosotros, estar a la vanguardia en cuanto a innovación y tecnología es algo prioritario. Por ello, trabajamos actualmente con soluciones 4.0 y en diferentes proyectos de robótica colaborativa, realidad virtual y aumentada, así como en fabricación aditiva y big data. El mundo 4.0 creemos que supondrá una parte importante en los futuros procesos de producción para todas las multinacionales, aunque aún tiene un largo camino por delante.

¿Puede decirse que los expedientes de regulación son ya cosa del pasado, o volverán a ser necesarios?

En este aspecto, la demanda del mercado es un punto fundamental, y no siempre es posible contar con un escenario estable. Lo que es muy positivo es que en la planta de Valladolid no se ha llevado a cabo ningún expediente de regulación temporal de empleo durante los últimos doce meses.

A lo largo de 2016, Iveco ha llevado a cabo tres inversiones en la fábrica de la carretera de Soria. La primera se realizó en el primer trimestre, con motivo del comienzo de la producción del un nuevo producto. A continuación se acometió una adaptación de la línea dedicada a la fabricación de la gama del nuevo Daily Euro 6, lanzado al mercado en abril. Finalmente, ha habido otras inversiones ligadas «a la modernización y flexibilización de los procesos».

Pese a que en un principio la compañía tenía previsto que después de 2016 la planta de Suzzara (Italia) se hiciese cargo de todas las versiones del Daily, por el momento el montaje del Euro 6, chasis-cabina, se mantiene en las instalaciones vallisoletanas de forma indefinida.

La filial de vehículos industriales de CNH espera, a priori, «un escenario estable en cuanto a la demanda y, por tanto, fabricación de los dos productos». Con todo, la positiva evolución de los países receptores de la producción hace que existan perspectivas de un ligero incremento, de en torno al 10%, «siempre dependiendo del mercado», puntualizaron.

El mes pasado, la Junta de Castilla y León anunció la concesión a Iveco de una ayuda de 686.200 euros asociada al plan estratégico del fabricante, que incluye una inversión de más de 2,7 millones para investigación y desarrollo en el ámbito de sistemas tecnológicamente avanzados para la futura fabricación de vehículos industriales. En este sentido, los planes de la multinacional se refieren «principalmente a proyectos para la versatilidad y adaptabilidad de los procesos productivos, así como la reducción de los tiempos de respuesta ante las demandas de mercado y, también, al desarrollo de tecnología eficiente que optimice los recursos energéticos y reduzca el impacto ambiental».

Entre los años 2008 y 2016, cuando la crisis y el desplome de la demanda provocaron hasta 17 expedientes de regulación de empleo de carácter temporal, un factor ha venido a contrarrestar las dificultades por las que ha atravesado la planta de Iveco en Valladolid. Se trata de los buenos resultados obtenidos en sistema de auditoría World Class Manufacturing, que se había iniciado en 2007. «El compromiso e ilusión con que nuestra gente se ha implicado para lograr los objetivos marcados han sido fundamentales para llegar al punto en el que nos encontramos a día de hoy», explicaron desde la empresa.

«Nos encontramos a tan solo un punto de lograr el nivel oro y en ello ha sido fundamental la preparación de la plantilla en cuanto a formación con planes específicos en todos los niveles. Todo este esfuerzo ha merecido la pena y, podemos decir que, contamos con una de las plantillas más preparadas del sector», añadieron.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos