El Ibex-35 salva la sesión y recupera los 9.700 puntos

Vista de la Bolsa de Madrid. /J. P. Gandul (Efe)
Vista de la Bolsa de Madrid. / J. P. Gandul (Efe)

Ferrovial encabezó los ascensos con una subida del 1,59%

CRISTINA VALLEJO

El Ibex-35 comenzaba la jornada muy al alza, rebasando los 9.800 puntos. Pero desde que marcó máximos del día en los 9.820 puntos, el índice fue perdiendo fuerza. Con ello, al cierre de la sesión daba un último cambio en los 9.714,90 puntos, lo que supone un avance del 0,30%. A punto ha estado de terminar la jornada en rojo. 

Ello porque Wall Street no mostraba hoy demasiada fuerza. Y, además, se mostraba volátil. El Dow Jones comenzó en verde, entró en pérdidas, y volvía a subir coincidiendo con el cierre de la sesión europea. 

De todas formas, hay que contar con que el Dow Jones ha llegado a acumular cuatro jornadas consecutivas de subidas (la de hoy sería la quinta) en las que ha pasado desde los 23.860 puntos hasta rozar los 25.000 puntos hoy mismo. 

La agenda económica de la sesión en Estados Unidos no fue muy positiva. La encuesta manufacturera de Nueva York bajó desde los 17,7 hasta los 13,1 puntos, cuando se esperaba que se colocara en los 18 puntos. El paro semanal subió más de lo esperado y la producción industrial cayó por sorpresa un 0,1% en enero, cuando se esperaba un avance del 0,2%. Y el porcentaje de uso de la capacidad instalada retrocedió desde el 77,7% hasta el 77,5%, cuando se esperaba un avance hasta el 78%.

La que se ha relajado mucho ha sido la volatilidad medida por el Vix. Ya se encuentra por debajo del 20%. Ha llegado incluso a caer hasta el 17,50%, acercándose a los niveles previos de la última corrección bursátil. Recordemos que en el peor momento llegó a rozar el 50%. 

Ferrovial, el mejor; Técnicas Reunidas, el peor

En todo caso, el Ibex-35 volvió a quedarse atrás con respecto al resto de indicadores europeos. Porque el Cac 40 francés encabezó las subidas, con una revalorización del 1,11%. El PSI-20 de Lisboa, mientras, se anotó un 0,80%. Aunque el Dax alemán lo hizo peor: se anotó apenas un 0,06%. 

Ferrovial encabezó los ascensos, con una revalorización del 1,59%. A continuación se colocaron ArcelorMittal e Indra, con subidas de un 1,29% y de un 1,21%, respectivamente. Después se colocó Bankia, con una ganancia del 0,99%. 

Sólo diez valores se quedaron al margen de las ganancias. Técnicas Reunidas fue el peor, con un descenso del 1,71%. Después se colocó Acciona, que perdió un 1,18%. Gas Natural bajó prácticamente un punto porcentual. Enagás y Acerinox, mientras, bajaron alrededor de un 0,75%. Meliá, Cellnex, Repsol y Red Eléctrica completaron la lista de valores en negativo. Tampoco subió Aena, pero cerró en tablas. 

En el Índice General de la Bolsa de Madrid, Airbus fue el valor más rentable, con una subida del 10%. Después se colocó Inmobiliaria del Sur, con una revalorización del 7,23%. En rojo, los peores fueron Audax y Reno de Medici, ambos con caídas de más del 4%.

El bono americano se instala en el 2,90%

En el mercado de deuda, la rentabilidad del bono americano a diez años aflojaba un poco, al retroceder desde niveles por encima del 2,90% en que se había colocado horas antes del cierre europeo hasta el 2,89%. Quizás los inversores están ya pensando que un 3% en el diez años americano es asumible por los mercados.

En Europa, el rendimiento del bono alemán a diez años se mantenía en el 0,75%, mientras que los de la periferia bajaban levemente en rentabilidad. La del título español a diez años caía por debajo del 1,50% y la de su comparable italiano se situaba en el 2,05%. 

En el mercado de divisas, el euro subía frente al dólar. La moneda comunitaria avanzaba un 0,25% frente al billete verde, para colocarse en 1,2485 unidades. En algún momento de la mañana el tipo de cambio ha llegado a estar por encima de la cota de 1,25 unidades. Este fenómeno sorprende después de la publicación ayer del dato de inflación estadounidense, que se situó por encima de lo previsto por los analistas, y hoy, de la evolución de los precios de producción, también por encima de lo esperado por los analistas. Pero también es cierto que el resto de la agenda económica americana en los dos últimos días se está colocando por debajo de lo esperado. 

En el mercado de materias primas, el barril de Brent, de referencia en Europa, cedía un 1,43%, hasta los 63,44 dólares, después de haberse disparado más de un 2,5% el miércoles. El de West Texas, por su parte, bajaba un 0,56%, hasta los 60,26 dólares. 

El oro, por su parte, se mantenía plano en el entorno de los 1.350 dólares.

 

Fotos

Vídeos