El Ibex gana un 0,25% y cierra a un paso de los 10.250 puntos

Bankia fue el mejor, con una subida del 2,15%. Dia fue el peor, con un recorte del 9,35%

CRISTINA VALLEJO

Pocos movimientos en la sesión de hoy en el selectivo español. En los primeros compases de la jornada sí intentó subir, sí intentó ganar posiciones, para llegar a rebasar los 10.250 puntos en el mejor momento. Pero a partir de las once y media de la mañana comenzó a dudar entre los números rojos y los verdes. Al cierre lograba salvar el día, con una ganancia del 0,25%, para dar un último cambio en los 10.246,6 puntos. 

Bankia encabezó los ascensos, con una subida del 2,15%. A continuación se colocaron Amadeus y CaixaBank, con revalorizaciones de un 1,46% y de un 1,14%, respectivamente. Entre los mejores, más entidades financieras: Santander se anotó un 0,94%, mientras Bankinter ganó un 0,73% y BBVA y Sabadell, alrededor de un 0,65%. 

En rojo, Dia fue el valor que más cayó: retrocedió un 9,35%, como respuesta a sus resultados del primer trimestre. 

Después, pero lejos, Técnicas Reunidas, Meliá y Cellnex, que bajaron entre un 1,7% y un 1,22%, respectivamente. 

Le restaron al selectivo español varios de los grandes valores: Inditex cayó casi medio punto porcentual, mientras que Repsol se dejó un 0,42% e Iberdrola, un 0,31%. 

En el Índice General de la Bolsa de Madrid, no hubo ningún valor que cayera más que Dia. Le siguió Adveo, que perdió un 5,21%. En verde, el mejor fue Logista, al anotarse un 5,55%. 

Italia: la excepción en negativo

Más o menos voluminosos, pero los números verdes dominaron en las Bolsas europeas. Así, el Dax alemán se anotó un 0,62%, mientras el Cac 40 francés se apuntó un 0,20% y el PSI-20 de Lisboa, un 0,17. Pero hubo una gran excepción: Italia. El Ftse Mib de Milán cerró la sesión con un recorte cercano al 1%. Ello, ante la cercanía de un pacto entre el Movimiento Cinco Estrellas y la Liga para formar Gobierno. Causan cierto nerviosismo por su euroescepticismo, que puede frenar las reformas de la Unión Europea y por, quizás, la política económica heterodoxa que podrían impulsar. Los dos partidos han emitido por primera vez un documento conjunto hablando de los avances de sus negociaciones. Le han pedido al presidente de la República, Sergio Mattarella, hasta el lunes para finalizar sus conversaciones. 

También en el mercado de deuda era perceptible ese nerviosismo: el rendimiento de los títulos italianos a diez años subió desde el 1,87% hasta el 1,93%. Ello, mientras en el resto de la periferia europea el incremento de los tipos era mínimo y el del bono alemán bajaba desde el 0,55% hasta el 0,54%. 

A la baja se movía, además, el interés del título americano a diez años: retrocedía desde el 1,98% hasta el 1,97%.

En el mercado de divisas, el euro recuperaba posiciones frente al billete verde después de cinco días consecutivos de caídas. Al cierre, la moneda comunitaria subía un 0,32%, hasta el nivel de 1,189 unidades, aunque llegó a superar la cota de 1,1940 unidades a primera hora de la tarde. 

Los datos macro americanos favorecen los avances de Wall Street

A ese reforzamiento del euro frente al billete verde pudo contribuir el dato de inflación publicado en Estados Unidos. En abril, los precios subieron un 2,5% interanual, de acuerdo con lo esperado. Pero el avance intermensual fue de apenas un 0,2%, por debajo del 0,3% previsto. Y el IPC subyacente, es decir, sin los elementos más volátiles, como energía o alimentos, creció un 2,1%, una décima menos de lo esperado por los analistas.  Pero el paro semanal creció menos de lo previsto.

Con estos datos que dieron muestra de la salud económica de Estados Unidos sin que ello derive en excesivas tensiones inflacionistas, Wall Street se movía en positivo, para moverse en sus niveles más altos de las siete últimas semanas. Al cierre de la sesión, el Dow Jones y el Nasdaq se anotaban alrededor de un 0,75%, mientras que el S&P500 avanzaba un 0,6%. Caso omiso hace la Bolsa americana, pues, a la potencial creciente tensión geopolítica en Oriente Medio después de la autoexclusión de Estados Unidos del pacto nuclear con Irán. 

En la sesión de hoy, el barril de Brent, de referencia en Europa, retrocedía alrededor de un 0,20%, pero se mantenía por encima de los 77 dólares. El de West Texas, de referencia en Estados Unidos, en cambio, subía un 0,2%, hasta los 71,30 dólares. En todo caso, tanto uno como otro se encuentran en sus niveles más altos desde finales de 2014.

 

Fotos

Vídeos