Dia y BBVA provocan caídas en el Ibex-35

Bolsa de Madrid./EFE
Bolsa de Madrid. / EFE

El selectivo español salva los 8.800 puntos

CRISTINA VALLEJOMadrid

El Ibex-35 ha estado dudando durante toda la sesión entre los números rojos y los verdes en una horquilla muy estrecha: marcaba los máximos intradiarios a primera hora de la mañana cerca de los 8.880 puntos y los mínimos a primera hora de la tarde poco por debajo de los 8.780 puntos. Al cierre daba un último cambio en los 8.806,1 puntos, lo que supone un descenso del 0,17%.

Al selectivo español le afectó sobremanera la fuerte caída de Dia tras presentar sus resultados del tercer trimestre: la cadena de supermercados se hundió otro 13,64%, con lo que en el año ya baja alrededor de un 85%. A continuación se colocó Siemens Gamesa, con una caída del 3,14%.

Los resultados de BBVA tampoco llegaron a sentar demasiado bien en el parqué: al cierre, sus títulos retrocedían un 3,14%. Entre los peores valores a la baja, las dos acereras, ArcelorMittal y Acerinox, que bajaron un 2,80% y un 2%, respectivamente. IAG y Merlin Properties se dejaron más de un punto porcentual.Entre los grandes valores, números rojos para el Santander, que perdió un 0,36%, mientras que Repsol cayó un 0,26%.

En verde, Viscofán fue el valor más rentable, con una revalorización del 3,17%. A continuación se colocó el Sabadell, que sumó un 3,03%. Mediaset y Mapfre se anotaron más de dos puntos porcentuales; y Bankinter, Cellnex, Técnicas Reunidas y CaixaBank, más de un 1%.

Los movimientos fueron, en general, discretos en los índices del Viejo Continente. El que se desmarcó por su positivo comportamiento fue el PSI-20 de Lisboa, que se anotó un 1,10%. Mientras, el Ftse 100 británico sumó un 0,14%. Ya en rojo, el Ftse Mib de Milán y el Cac 40 francés perdieron un 0,22% cada uno. El Dax alemán fue el peor, con un recorte del 0,42%.

Datos macro

En la zona euro, el dato más importante fue el de PIB del tercer trimestre. Entre junio y septiembre, la economía de la Unión Monetaria creció a un ritmo trimestral del 0,2%, la mitad de lo esperado por los analistas y del ritmo de crecimiento que registró en el segundo trimestre del año. Además, se trata de la menor tasa de expansión del PIB de la zona euro desde el segundo trimestre de 2014. En tasa interanual, la desaceleración ha provocado que se haya pasado del avance del PIB del 2,2% del segundo trimestre al 1,7% del tercero que acaba de concluir. El consenso había previsto un avance del 1,8%.

Los expertos son muy cautos con sus previsiones para el cuarto trimestre, porque sigue habiendo mucha incertidumbre global, el petróleo está muy alto y merma la capacidad de compra de los hogares y la guerra comercial tiene efectos sobre las perspectivas de la evolución de las exportaciones.

A ello se une que el índice de confianza económica en la zona euro también ha caído más de lo esperado por el consenso de economistas: ha pasado de los 110,9 puntos hasta los 109,8, cuando se esperaba que se quedara en los 110. Ello convive con otra cifra relevante: la inflación en Alemania ha superado expectativas para este mes de octubre, al pasar desde el 2,3% de septiembre hasta el 2,5%, cuando se esperaba que se quedara en el 2,4%.

En Wall Street, rebote, tras el fuerte descenso de ayer a cuenta de novedades sobre la guerra comercial: Donald Trump amenazó con nuevos aranceles contra China si su reunión en el marco del G-20 con su homólogo chino no tenía buen fin. Después Trump rectificó y dijo que esperaba entendimiento con el gigante asiático. De todas formas, igual que en Europa, también en la Bolsa de Nueva York se respira debilidad. Y ello, en parte, porque la campaña de presentación de resultados no ha calmado los miedos económicos de los inversores. De hecho, según comenta Richard Turnill, director mundial de estrategia de inversión en BlackRock, la incertidumbre sobre la sostenibilidad del crecimiento de los beneficios está provocando debilidad en los mercados bursátiles«.

Divisas, deuda y materias primas

En el mercado de divisas, el euro perdió posiciones frente al billete verde. La moneda comunitaria retrocedía un 0,18% al cierre, hasta el nivel de 1,135 unidades. En el mercado de deuda, la rentabilidad del bono americano a diez años se mantenía a las puertas del 3,10%, mientras que la del alemán se situaba en el 0,37%.

En la periferia europea, subidas en las rentabilidades. La del título italiano a diez años pasaba del 3,33% al 3,47%, y la del español, del 1,54% al 1,56%. Con ello, las primas de riesgo se ampliaban: la de Italia volvía a los 310 puntos básicos y la de España, a los 120 puntos básicos.

En el mercado de materias primas, bajadas para el crudo. El barril de Brent, de referencia en Europa, retrocedía un 2,20%, hasta los 75,65 dólares. El de West Texas, de referencia en Estados Unidos, caía un 1,6%, hasta los 67 dólares. El oro también perdía posiciones: al cierre retrocedía un 0,52%, hasta los 1.223 dólares la onza.

Claves de la sesión

-El Ibex-35 cerró la sesión con un recorte del 0,17%, para dar un último cambio en los 8.806,10 puntos.

-Dia se hundió otro 13,64% tras presentar resultados. Viscofán y Sabadell fueron los mejores, con ganancias de más de un 3%.

-El euro perdió más posiciones: cayó un 0,20%, hasta el nivel de 1,1353 unidades, tras el decepcionante PIB de la zona euro.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos