Cajaviva Caja Rural aumenta su volumen de negocio el 35% en 2013, primer año tras la fusión

El presidente de Cajaviva Caja Rural, Pedro García Romera, tercero por la izquierda, en Valladolid durante la reunión celebrada para analizar asuntos de actualidad y abordar el penúltimo consejo del año. /
El presidente de Cajaviva Caja Rural, Pedro García Romera, tercero por la izquierda, en Valladolid durante la reunión celebrada para analizar asuntos de actualidad y abordar el penúltimo consejo del año.

La entidad nacida de la integración de las cajas rurales de Burgos, Fuentepelayo, Segovia y Castelldans en junio de 2012, ganó 13.000 clientes el año pasado

JULIO G. CALZADA

Cajaviva Caja Rural, entidad surgida de la fusión de las cajas rurales de Burgos, Fuentepelayo, Segovia y Castelldans en junio de 2012 ganó el año pasado 13.000 clientes y vio cómo crecía su volumen de negocio el 35% hasta alcanzar una cifra de 3.417 millones de euros.

Una media de treinta personas se convirtieron en nuevos clientes de la entidad cada día del año pasado y además, escogieron a Cajaviva como proveedores de servicios financieros, «un dato que supone un incremento del 12% respecto al ejercicio anterior», precisaron desde esta caja rural.

Cajaviva Caja Rural, cuenta con 99 oficinas repartidas por cinco provincias de Castilla y León, y dispone también de agencias en La Rioja, Cantabria y Cataluña. Del total de sucursales, 87 se encuentran situadas en la comunidad castellano y leonesa.

Fruto de la fusión de las cajas rurales de Burgos, Fuentepelayo, Segovia y Castelldans en junio de 2012, la entidad ha inaugurado desde su constitución sendas sucursales en Aguilar de Campoo (Palencia) y Valladolid, y ha acometido obras de traslado para su mejora y ampliación de otras dos en Burgos y Segovia.

Las cifras las ha hecho públicas el director general de Cajaviva Caja Rural, Ramón Sobremonte, quien ha participado en Valladolid, ciudad donde se ha abierto la última sede, en la reunión del Consejo Rector de la entidad, cita que ha aprovechado para ensalzar el crecimiento de la entidad con cifras de crecimiento que ha calificado como «realmente espectaculares».

Tras precisar que los números han superado «con creces» sus expectativas y que han alcanzado volúmenes de negocio que les han sorprendido, Sobremonte ha cifrado en 3.417 millones este parámetro en el pasado año, lo que supuso un crecimiento del 35 por ciento con respecto a 2012, en el que se llevó a cabo la fusión.

El director general ha vinculado su crecimiento con el aprovechamiento de la deslocalización de otras entidades en Castilla y León y ha explicado que pese a la apertura de dos nuevas oficinas desde la fusión -Aguilar de Campoo y Valladolid-, la caja apuesta por la mejora y el aprovechamiento de las 99 existentes -87 en Burgos, Segovia, Palencia, Valladolid y Ávila y el resto en La Rioja, Cantabria y Lérida-, pero ha precisado que el 98% del negocio de Cajaviva Caja Rural corresponde a su actividad en Castilla y León.

Según la entidad, el número de trabajadores creció el año pasado el 3% y la captación de recursos se elevó el 20%, «porcentaje similar al registrado en relación con el crecimiento en el apartado de fondos de inversión, planes de pensiones y seguros», ha precisado.

Ramón Sobremonte ha considerado que se percibe cierto nivel de recuperación», aunque no se puede esperar inversión crediticia fuerte pese al incremento de la demanda solvente de crédito, mejora que ha vinculado, entre otros, a las medidas adoptadas por el Banco Central Europeo. S

Fin de las fusiones

El presidente de Caja Rural Cajaviva, Pedro García Romera, ha descartado de momento más fusiones dentro del Grupo Caja Rural, que cuenta con unos activos que superan los 57.000 millones y con 2.355 oficinas. «La cifras de Cajaviva Caja Rural son un reflejo del éxito del modelo de Banca Federada que realizamos en el Grupo Caja Rural en el que está integrada, y que cuenta con unos activos totales de aquél superan los 57.000 millones. Cuenta con 2.355 oficinas y dispone de una estructura de servicios comunes, lo que permite un aprovechamiento de economías de escala, salvaguardando la independencia de cada miembro», ha destacado

Así, ha precisado que el proceso de fusión «está prácticamente terminado» con el Grupo Cajamar y el Grupo Cooperativo Solventia y el proceso de Cajasur, que se mantiene con Córdoba tras verse frustrado el proceso con Caja Extremadura.

El también presidente de la Unión Nacional de Cooperativas de Crédito (Unacc), ha asegurado que las cooperativas de crédito tienen «mucha liquidez» y están «fuertes y capacitadas» para conceder créditos a proyectos solventes y viables, tras lo que ha puntualizado que las cajas rurales no han necesitado «ni un euro de ayuda pública» durante los siete años de crisis.

«Es un sector sólido y fiable», ha destacado antes de asegurar que ha comenzado a fluir el crédito.

El Consejo Rector es el órgano de representación y gobierno de la entidad cooperativa de crédito que ejerce el control permanente y directo de la gestión que realiza el director. Esta ha sido la primera ocasión en la que los consejeros se han dado cita en la oficina de Valladolid con motivo del penúltimo encuentro del año.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos