Rugby

El Quesos Entrepinares refuerza su touch y su melé con Tevita Naqali

José María Valentín-Gamazo y Tevita Naqali. /H. Sastre
José María Valentín-Gamazo y Tevita Naqali. / H. Sastre

El VRAC firma un nuevo convenio con Down España y un manifiesto a favor del rugby inclusivo

V. BORDAValladolid

Vuelve el rugby en la División de Honor este fin de semana. El VRAC Quesos Entrepinares aprovechó para juntar dos acciones muy diferentes pero con el rugby como hilo conductor. La primera, la presentación de su último fichaje, el delantero fiyiano Tevita Naqali. La segunda, relacionada con el área de responsabilidad social del club, la firma de un nuevo convenio con Down España y su apoyo como entidad al rugby inclusivo a través de un manifiesto de apoyo al mismo.

Tevita Naqali, que llega al Quesos a través del 'medical joker' por la lesión de Luis Canti, fue presentado por el presidente de la entidad, José María Valentín-Gamazo, y el directivo Diego Gorosito. Este último destacó el nivel de la última incorporación azulona, que ha jugado con el segundo equipo nacional fiyiano. Gorosito señaló que el jugador viene para «aportar a la evolución de touch que hemos tenido este año y a fortalecer nuestra melé».

Naqali, por su parte, reconoció que estaba encantado de venir a España a jugar y agradeció que «este club haya apostado por mí».

Por lo que respecta al convenio con Down España, Valentín-Gamazo indicó que son ya cuatro años colaborando con esta asociación y expuso que el VRAC tiene «un gran compromiso» con la potenciación del deporte inclusivo.

Paqui Gago, responsable del área social del VRAC, alabó los valores del rugby y los beneficios que estos tienen sobre las personas con algún tipo de discapacidad.

Por último, Agustín Matía, gerente de Down España, agradeció el esfuerzo del VRAC con el rugby inclusivo y destacó que su asociación está intentado que otros clubes de este deporte en todo el territorio nacional se involucren, una iniciativa que tiene el apoyo de la FER. «El rugby, por sus valores, puede ser un elemento de inclusión», dijo. Argumentó que el objetivo no es solo que personas con síndrome de Down jueguen al rugby en los clubes, sino que esas personas sean parte de la entidad.

Érix Soto, integrante de las categorías inferiores del VRAC con síndrome de Down, estuvo presente durante todo el acto y posó con el flamante nuevo fichaje del primer equipo y el resto de participantes en la rueda de prensa.