Óscar Husillos ilusiona en Palencia

Óscar Husillos cruza la línea de meta en el Campo de la Juventud. /Manuel Brágimo
Óscar Husillos cruza la línea de meta en el Campo de la Juventud. / Manuel Brágimo

El subcampeón de Europa arranca la temporada al aire libre en una fiesta del deporte base

Álvaro Muñoz
ÁLVARO MUÑOZ

Queda mucho para Doha y para el mundial al aire libre (finales de septiembre), pero ayer Óscar Husillos colocó la primera piedra para volver a lograr algo importante en una cita internacional. El atleta astudillano volvió ayer a la competición tras colgarse la medalla de planta en el Europeo de pista cubierta de Glasgow, donde demostró que está hecho para grandes hitos. Ayer Husillos, en el Trofeo Feria Chica, se dio un baño de masas y sintió de cerca el calor de una repleta grada en el Campo de Juventud, que quería ver a escasos metros al referente de la velocidad española en la actualidad. Los focos le apuntaban a él y nadie quería perderse lo que a veces parece tan 'sencillo' desde la televisión. En directo, la realidad cambia y la velocidad a la que se mueven esos músculos impresionó a los palentinos desde primera hora de la tarde.

Ayer el Campo de la Juventud era una fiesta, sobre todo del deporte base, en la que los más pequeños tuvieron la oportunidad de compartir pista con el velocista astudillano, tal vez pensando que algún día ellos acapararán los 'flashes' y los autógrafos. Hace unos años, ataviado con la indumentaria del Puentecillas, era el propio Husillos el que disputaba esta prueba con la ilusión intacta y eso mismo lo transmitió a los jóvenes atletas. Y es que el palentino, además de arrancar la temporada al aire libre, fomentó el atletismo entre los más pequeños. Eran muchos los preguntaban a qué hora corría su ídolo y eran muchos los que se acercaban para fotografiarse con él. La naturalidad sigue intacta en Husillos, tal vez una de las claves de su éxito. Al igual que su entrenador, Luis Ángel Caballero, quien no dudó en agarrar el micrófono y ser un artífice más de la bonita tarde de atletismo que se vivió con el Trofeo Feria Chica.

Husillos era el protagonista y eso se palpaba a primera hora, a pesar del retraso que acumuló la competición desde los primeros compases. Con sus inseparables gafas de sol, el astudillano se colocaba en la línea de salida para disputar los 100 metros. Junto a él, el venezolano Georni Jaramillo, un rival de cierta identidad para este inicio de campaña y que obligó al palentino a apretar los dientes para reflejar un ilusionante 10.64 al final de la prueba. Por detrás, el atleta de combinadas Jaramillo paraba el reloj en 10.71 antes de proclamarse campeón en salto de longitud. El tercer puesto lo completó el vallisoletano David Sanz con un tiempo de 10.84.

Después de ilusionar a los presentes con el tiempo de los 100 metros (se quedó a tres centésimas de su mejor marca), el protagonismo volvió a los más pequeños. Los móviles de los padres empezaban a inmortalizar momentos en la misma pista en la que Husillos había agradecido el calor de los palentinos. Precisamente, con la puesta del sol, las agradables temperatura desaparecieron y un ligero viento obligaba a sacar los abrigos. Eso lo notaron también los atletas, que no se desprendían de sus sudaderas hasta instantes antes de escuchar el pistoletazo de salida. Eso sucedió en los 400 metros, prueba fetiche del astudillano, en la que Husillos, sabedor de que no es el momento de forzar la máquina disputó y ganó con autoridad, pero no exprimió lo suficiente para reflejar un mejor resultado. El 48,24 está lejos de sus mejores marcas, pero no era el día ni el momento de forzar las piernas. Eso cambiará el próximo 18 de mayo, cuando se desplace hasta Ibiza para disputar el primer 300. La temporada al aire libre ya ha comenzado.