Atletismo

Marta García busca un hueco entre la élite europea sub 23

Marta García entrena en el Río Esgueva. /Rodrigo Jiménez
Marta García entrena en el Río Esgueva. / Rodrigo Jiménez

La fondista corre mañana, desde las 11:30, por una plaza en la final del 1.500

LÍA Z. LORENZOPalencia

Marta García saltará mañana al tartán entre la élite del mediofondo europeo, con corredoras que están cerca de bajar de los cuatro minutos. Y lo hará con la intención de hacerse con una de las preciadas plazas de la final que se celebrará el domingo. La palentina llega al Europeo sub 23 de Gavle con un mejor tiempo de 4:15.94 y con el flamante título de Campeona de España sobre su cabeza.

Dos credenciales lo suficientemente fuertes como para reconocerla su capacidad para subir al podio. Tras alzarse con el Nacional, la misma Marta García reconocía que el gran objetivo es estar el domingo con las mejores, pero que no descarta nada. «Tengo claro que voy a pelear por estar en la final y ahí haré mi carrera, lo daré todo y que sea lo que tenga que ser», aseguraba la mediofondista.

Normalmente, las grandes finales de 1.500 suelen ser lentas, más tácticas que rápidas, y con cambios de ritmo a falta de 800 o 400 metros. Desde luego, la palentina ha demostrado que tiene la velocidad necesaria en las piernas como para pelear con cualquiera en un final apretado. Y si quiere una medalla, tendrá que hacerlo.

Porque enfrente va a tener un grupo de formidables mediofondistas. Empezando por la extraordinaria Jemma Reeiki, que ya sabe lo que es proclamarse campeona de Europa en la categoría sub 20. La británica sigue los pasos de la mítica Laura Muir, que ha dominado Europa con mano de hierro en los dos últimos años.

Reeiki llega con la mejor marca sub 23 de la temporada (4:05.82), que además supone su mejor marca personal. Una rival dura, que intentará imponer un ritmo alto para evitar los codazos y quedarse encerrada cuando empiecen los cambios de ritmo. Junto a ella, Marta García tendrá que vigilar muy de cerca a otra mujer que ha bajado de 4:10.00. Se trata de Elisa Vanderelst, una fondista belga que esta temporada ha corrido en 4:09.94, pero que sabe lo que es parar el crono en 4:05.75. Esta belga que empezó en el 400 ha encontrado el acomodo perfecto en la prueba reina del mediofondo, donde busca imponer su increíble velocidad final. Tras ellas empieza a reinar la igualdad y todo dependerá de la colocación, el dominio de los nervios y la lectura de la carrera.

Lo sabe bien Marta García que ha sorprendido esta temporada por su templanza y por su capacidad para controlar a las rivales en los momentos clave. La palentina correrá la primera serie con Elisa Vanderelst, la italiana Marta Zenoni, otra fondista a marcar de cerca, y la española Agueda Muñoz. Si es capaz de repetir lo que hizo en el Campeonato de España, la palentina estará en la final del domingo y podrá aspirar a pelear por el podio.

Marta correrá mañana, pero hoy ya se puso en marcha la delegación española en una primera jornada muy interesante. Héctor Santos logró la clasificación para la final de longitud al quedar quinto en la calificatoria con 7,67. Hay que recordar que Santos se ha destapado esta temporada gracias a los 8,11 que consiguió en el Nacional sub 23 y que supone récord de los campeonatos. Un dato sin más sino fuera porque el anterior registro de 8,05 estaba en posesión del fallecido Yago Lamela desde hacía 21 años. Así que Santos llega en un gran momento a Suecia. El foso también dejó grandes momentos en la categoría femenina ya que Marina Lobato se ha colado en la final de triple salto gracias a que voló hasta los 13,43. Aunque el gran momento de la delegación española llegó en el 1.500 masculino, donde dos de los tres atletas nacionales consiguieron el pase a la final. Enrique Herreros e Ignacio Fontes lograron su pasaporte por puestos, sin tener que esperar a los tiempos. Por su parte, Ben Adrián se quedó fuera de la final por solo cuatro centésimas. También consiguió el pase Manu Quijera en jabalina (76,23). El que no logró medalla fue Abdessamad Oukhelfen en el 10.000. El fondista español estuvo en la pelea y llegó quinto, a solo cuatro segundos del bronce (28:54.19).