Peñafiel acoge las finales de fútbol sala de los juegos escolares de la diputación

Los jugadores del equipo Peñafiel A celebran su victoria. /
Los jugadores del equipo Peñafiel A celebran su victoria.

Asimismo se entregaron los trofeos de los campeonatos de baloncesto en todas las categorías

AGAPITO OJOSNEGROSpeñafiel

Aplausos, muchos y merecidos aplausos se escucharon el sábado en el polideportivo de Peñafiel durante la disputa de las finales de fútbol sala de los Juegos Escolares que cada año organiza la Diputación de Valladolid. Palmas tras cada partido y de nuevo su reconfortante sonido en la entrega de los trofeos que recogieron los equipos ganadores y subcampeones, tanto de fútbol sala como de baloncesto.

Tocó madrugar a los chavales y a las 10 de la mañana ya se estaban disputando dos partidos en sendos pabellones. En uno jugaban los benjamines del Peñafiel A y los del B, y en la otra cancha se jugaban los laureles los infantiles del conjunto de Íscar con los del Cigales A. En la primera categoría vencieron los del B de Peñafiel a sus compañeros del A por un ajustado 3 a 2, con emoción hasta el último segundo pues el palo impidió el empate. En infantiles ganaron con comodidad los iscarienses a los cigaleños por 4 tantos a 1, los cuales apretaron en la segunda parte pero sin poder hacer más que marcar su gol del honor.

Una hora más tarde otros cuatro equipos saltaban al parqué, los formados por los más pequeños y los más grandes del torneo. Por un lado se disputó un derbi ribereño, entre los prebenjamines de Quintanilla de Onésimo y los del Peñafiel A, y por otro los cadetes de La Seca y Tordesillas se batieron el cobre en un partido intenso. De los más pequeños salieron vencedores los peñafielenses por un ajustado y emocionante 2 a 1, y de los mayores los que pasaron como una apisonadora por encima de los de La Seca fueron los tordesillanos que se impusieron por un contundente 10 a 3. La lesión del portero de los lasecanos en la primera parte pudo ser clave en un marcador tan abultado, al igual que tener que echarse todo el equipo arriba en la segunda parte para recortar diferencias, algo que no consiguió a pesar de contar con oportunidades. Sí aprovecharon las suyas los de Tordesillas para marcar varios goles al contraataque en los últimos compases del envite.

Y como si de una perfecta maquinaria relojera suiza se tratase, a las 12 arrancaba la última final protagonizada por los conjuntos alevines de El Carpio y de La Pedraja de Portillo. La primera mitad fue igualdad llegando al descanso con ventaja los de La Pedraja por 1 a 0. En la segunda mitad, entregados al ataque los de Carpio, los pedrajeros consiguieron marcharse en el electrónico hasta conseguir un resultado definitivo de 5 goles a 0. El segundo gol, aprovechando un rechace del larguero tras un disparo de lejos, abrió las puertas de la victoria a La Pedraja de Portillo que fue un vendaval al contraataque.

Recapitulemos. Los campeones de la presente edición de los juegos escolares en fútbol sala fueron los siguientes: Tordesillas, en cadetes; Íscar A en infantiles; La Pedraja de Portillo, en alevines; Peñafiel B, en benjamines mixto; y Peñafiel A en prebenjamines mixto. Subcampeones: La Seca, Cigales A, El Carpio, Peñafiel A y Quintanilla de Onéismo.

Al acto de entrega de premios asistieron alcaldes y concejales de los municipios participantes, así como varios diputados provinciales, los cuales entregaron los trofeos también a los ganadores del campeonato de baloncesto, en el que finalmente se han proclamado ganadores los equipos de: Peñafiel (femenino cadete), Pedrajas de San Esteban (femenino infantil), Olmedo (femenino alevín), Pedrajas de San Esteban A (mixto alevín); Zaratán (masculino cadete), Portillo (masculino en infantil, alevín, y mixto en benjamín), y La Flecha (mixto prebenjamín).