Segunda División

El Numancia sufre bajo la nieve, pero derrota al Córdoba

Una imagen del choque. /Julián García
Una imagen del choque. / Julián García

Tras un 3-0 al descanso, el cuadro andaluz se metió en el partido con dos goles

JOSÉ CARLOS SAN JOSÉ Soria

El Numancia logró una importantísima victoria bajo un a intensa nevada ante el Córdoba en un día que empezaba con fiesta por la celebración del 20 aniversario de Los Pajaritos, con un partido que al descanso reflejaba un contundente 3-0 y que se complicó en la segunda mitad con dos goles del Córdoba que hicieron peligrar un triunfo encarrilado por los rojillos.

3 Numancia

Juan Carlos; Unai Medina, Atienza, Derik, Ganea; Kako Sanz, Diamanka, Fran Villalba; Yeboah (Nacho, m. 62), Viguera (Guillermo, m. 68) y Oyarzun (Marc Mateu, m. 87).

2 Córdoba

Carlos Abad; Loureiro, Quintanilla, Luis Muñoz, Quezada; Blati Touré (Andrés Martín, m. 55):, Álex Vallejo, De las Cuevas; Jaime Romero (Erik, m. 87), Piovaccari y Quim Araujo (Jovanovic, m. 83).

Goles
1-0, m. 16: Diamanka; 2-0, m. 20: Oyarzun; 3-0 m. 45: Diamanka; 3-1, m. 46: De las Cuevas; 3-2, m. 61: Piovaccari.
Árbitro
Ávalos Barrera (Comité Catalán). Amonestó a Diamanka (Numancia) y a Loureiro y Quintanilla y Jovanovic (Córdoba).

Bajo una intensa nevada comenzó el partido, con un césped teñido de blanco que afectó al juego de ambos equipos, con algunos jugadores con problemas a la hora de arrancar o girarse. Tras un inicio igualado, el Córdoba tuvo sus dos primeras ocasiones, con un centro-chut de Piovaccari desde la derecha y un lanzamiento lejano de De las Cuevas, pero en ambos intentos Juan Carlos atrapó el balón con seguridad. Le costaba al Numancia llegar al marco rival, pero iba haciéndose con el dominio del juego. En su primera aproximación, Diamanka cabeceó a gol un córner botado por Oyarzun al segundo palo. El gol noqueó al Córdoba y espoleó al cuadro soriano que cuatro minutos después anotaba el segundo. Fran Villalba controlaba un balón largo en la frontal, de rabona abría al costado izquierdo, donde Oyarzun, con un gran disparo sorprendió a Carlos Abad. Con dos cero el Numancia siguió moviendo el balón, apretando con presión alta y buscando ampliar su renta. Viguera disparó blandito desde la frontal y Atienza no llegó por poco a un gran servicio de Ganea desde la izquierda. El Córdoba quiso estirarse, pero el cuadro local se defendía con solvencia en su área, bastante más afectada por la nieve y el hielo. Los andaluces querían recortar distancias, pero les faltaba soltura en un terreno de juego cada vez más duro y resbaladizo. Y el Numancia, de dulce en cuanto a efectividad, en otro córner metió el tercero. Villalba sacó en corto para Oyarzun, que colocó el balón en el segundo palo, donde apareció de nuevo Diamanka para empujar a gol. Y así se cerró el primer acto, con felicidad soriana en las gradas.

Con el campo ya totalmente blanco, poco tardó el Córdoba en meterse en el partido tras el paso por vestuarios. Una buena arrancada de Piovaccari por la izquierda terminó con el remate de De las Cuevas en el segundo palo cuando no se había cumplido ni un minuto de juego. Tardó el Numancia en responder, con un disparo a la media vuelta de Kako Sanz que se marchó desviado. El recién incorporado del Córdoba Andrés Martín realizó un gran lanzamiento desde la frontal, con respuesta espectacular de Juan Carlos desviando el esférico. Contestó Diamanka, con otro disparo desviado. El cuadro soriano no terminaba de hacerse con el dominio del balón ante un Córdoba que se iba creciendo hasta obtener su recompensa. Un balón colgado en una falta de lateral de Quezada no lo sujetó Juan Carlos y Piovaccari, muy atento, remató a gol metiendo a los suyos en el partido. El Córdoba veía más cerca la igualada ante un Numancia noqueado, que empezaba a temer perder los tres puntos que tenía en el bolsillo. Guillermo quiso espolear la reacción con un disparo que despejó Carlos Abad a córner. Poco después era Derik el que cabeceaba desviado en saque de esquina. La nieve seguía cayendo y si bien los minutos corrían a favor de los locales, la intranquilidad se palpaba en las gradas. Mateu cruzó en exceso un disparo desde la izquierda. Y tocó sufrir hasta el final, pero el Numancia sujetó al Córdoba y salvó la victoria, que mereció en la primera mitad y que estuvo a punto de perder.

Temas

Fútbol
 

Fotos

Vídeos