Análisis

Al Barça le queda otra opción de título sin jugar

Messi, durante el partido ante el Alavés. /Ander Guillenea (Afp)
Messi, durante el partido ante el Alavés. / Ander Guillenea (Afp)

El sábado recibirá al Levante sabiendo el resultado del Atlético en casa ante el Valladolid. Los jugadores quieren ser campeones ganando y Valverde prefiere un 'regalo' para hacer rotaciones

P. RÍOSBARCELONA

La competitividad del Atlético, que ganó 3-2 al Valencia, hacía presagiar que el Barça no ganaría la Liga sin jugar este miércoles tras el 0-2 del martes ante el Alavés. Los jugadores y los aficionados lo preferían así por aquello de intentar conquistar el título el sábado con una victoria en el Camp Nou ante el Levante, con el estadio lleno y ese punto de emoción que da más valor a los éxitos. Lo confesó Carles Aleñá, autor del 0-1 en Vitoria y expectante por vivir un momento así por primera vez como protagonista.

Ernesto Valverde, aunque no lo dijo abiertamente, sí hubiera preferido ser campeón ya, aunque fuese sentado en el sillón de su casa viendo la televisión. Como entrenador su punto de vista es lógico, ni épica ni nada parecido. Lo que necesita es una buena excusa para dejar en el banquillo ante el Levante a diez titulares que lleguen descansados a la ida de la semifinal de la Liga de Campeones contra el Liverpool (miércoles 1 de mayo en el Camp Nou).

Todavía tiene un posibilidad para hacerlo, pues el sábado el Barça recibirá al Levante conociendo el resultado del Atlético-Valladolid, que se disputa antes en el Wanda Metropolitano. El equipo colchonero es favorito, evidentemente, pero el conjunto pucelano se juega la vida, como el Levante. Si el Atlético pierde, el Barça será campeón sin jugar y Valverde podrá hacer rotaciones. Si los de Simeone vuelven a ganar, el Barça presentará su mejor once para intentar cantar el alirón.

Leo Messi aceptó una nueva suplencia ante el Alavés, señal de que él también quiere extremar precauciones de cara al Liverpool, con ese adductor que le sigue molestando de forma periódica. Pero Mbappé se le ha colocado a tres goles en la Bota de Oro (33-30) y el '10' quiere aumentar su cuenta para seguir haciendo historia con los premios individuales. Ese va a ser el interrogante principal en las horas previas del Barça-Levante. Todos los barcelonistas quieren que Messi aumente su leyenda con otra Bota de Oro, pero todos sufren por su físico ahora que todo parece encarado en la Liga, la Liga de Campeones y la Copa del Rey. Todo un dilema, pues el Balón de Oro lo tiene en la mano si culmina la gran Champions que lleva.