Fase de grupos I Jornada 2

Demasiado Ajax para un Valencia muy inocente

Demasiado Ajax para un Valencia muy inocente

El conjunto neerlandés golea en Mestalla con destellos de su temporada pasada y deja muy tocado al equipo de Celades, correcto en el juego pero desastroso en las áreas

MIGUEL OLMEDAMadrid

Todavía le queda al Valencia de Celades para poder considerarse un equipo de Champions, la competición que penaliza el más mínimo de los errores. Como el de Cillessen, que nada más comenzar el partido le regaló a Ziyech un gol de la nada. Como el de Parejo, que tuvo el empate desde el punto de penalti y no pudo ser menos oportuno para elegir un momento en el que mandar el balón al segundo anfiteatro. Como el de la defensa local al completo, que presenció parsimoniosa el segundo tanto del Ajax, que precisó de hasta tres rebotes en el balcón del área pequeña para terminar en el fondo de la red antes del descanso.

Y eso que el Valencia, que ya había cogido sensaciones en San Mamés el pasado fin de semana, miró de tú a tú al Ajax durante muchos tramos del encuentro. Especialmente recuperando el balón y buscando el contragolpe, y también penetrando por las bandas de los alegres Dest y Tagliafico, sufridores ante Ferran y Guedes. Pero le faltó mordiente en el área de Onana y carácter en la de Cillessen, precisamente el predecesor del camerunés en la meta 'ajacied'.

El portero neerlandés ha empezado la temporada en Mestalla con buen pie, disfrutando de la regularidad que necesitaba en Barcelona, pero ante su exequipo protagonizó uno de los descuidos que le llevan acompañando durante toda su carrera. En un ataque sin peligro que conducía Ziyech por la derecha perdió el sentido de la orientación y se adelantó de más en su portería, aprovechando el marroquí para embocar un zapatazo que ni siquiera se acercó a la escuadra.

0 Valencia

Cillessen, Wass, Gabriel, Garay, Costa, Ferran Torres (Cheryshev, min. 76), Coquelin (Correia, min. 70), Parejo, Guedes, Rodrigo y Maxi Gómez (Kang In Lee, min. 57).

3 Ajax

Onana, Dest, Veltman, Blind, Tagliafico, Álvarez, Martínez, Ziyech (Huntelaar, min. 85), Van de Beek (S. de Jong, min. 88), Promes (Neres, min. 81) y Tadic.

goles
0-1: min. 8, Ziyech. 0-2: min. 34, Promes. 0-3: min. 67, Van de Beek.
árbitro
Daniele Orsato (Italia). Amonestó a Costa, Kang In Lee y Garay, del Valencia; y a Veltman, Tagliafico, Martínez, Onana, Promes y Blind, del Ajax.
incidencias
Partido correspondiente a la segunda jornada del grupo H de la Liga de Campeones disputado en el estadio de Mestalla, en Valencia.

Se rehízo bien el Valencia del 0-1, acercándose con cierto peligro, pero sin remate, al área de Onana. En esas andaba Guedes, ganándole la espalda por enésima vez en menos de media hora a Dest para forzar el penalti de Edson Álvarez, que se fue al suelo a destiempo. Parejo sumaba tres dianas desde los once metros en esta temporada, dos ante el Mallorca y otro contra el Leganés. Agarró el balón con la confianza habitual, y con la misma buscó la escuadra. Demasiado riesgo: se le fue tan alto como desviado, lejos incluso del alcance de las cámaras de televisión.

En menos de diez minutos, el partido dio un giro de 180 grados. Pasó del posible empate a una casi inevitable sentencia en un periquete: Maxi Gómez tenía en su pierna izquierda la opción de regalarle a Rodrigo el empate, pero sin embargo prefirió definir con la derecha, tímido a las manos de Onana, que armó el contragolpe del 0-2, obra del exsevillista Promes, que también pudo haberse evitado. Hasta tres veces. Primero Gabriel, incapaz de rebañarle la pelota a Tadic sobre la línea de fondo; después Garay, timorato al meter la pierna en el control de Van de Beek; y por último Wass, que se olvidó de que el extremo neerlandés husmeaba en el segundo palo buscando el gol.

Sentencia y reacción de orgullo

En la segunda parte, Rodrigo volvió a tener el primero del Valencia en un balón rechazado que sacó Onana en dos tiempos como buenamente pudo. Plantando cara a un Ajax que se dejó destellos del equipo que deslumbró la temporada pasada, los de Celades se encontraron con un mazazo en forma de tercer gol. Ziyech filtró el balón al corazón de la defensa valencianista y Van de Beek, que no se ha olvidado de llegar con las vacaciones, definió elegante para sentenciar el choque definitivamente.

Aún tuvo el cuarto el propio mediapunta neerlandés, que lamentó cómo Garay lo evitaba bajo palos, y el Valencia echó mano del orgullo para intentar al menos marcar el del honor. Lo intentaría Wass con el mismo éxito que después Jaume Costa, ninguno, antes de que Cillessen evitará con un paradón un castigo todavía más abultado en el tramo final. No mereció Mestalla encajar una goleada así, aunque Celades se lleva una valiosa lección de cara a las cuatro últimas jornadas: para sobrevivir en Champions se necesita contundencia en las áreas.