Castigo inmerecido para el CD La Granja

Tres rivales enciman a Dani Lázaro en la salida del balón. /Antonio Tanarro
Tres rivales enciman a Dani Lázaro en la salida del balón. / Antonio Tanarro

El conjunto dirigido por Diego Yepes cayó derrotado en los minutos finales del partido después de jugar todo el segundo tiempo con un jugador menos

CÉSAR R. CABRILLO Real Sitio de San Ildefonso

N o pudo ser, el CDLa Granja lo intentó por activa y por pasiva, pero por el momento el conjunto azulón tendrá que esperar para que llegue el primer triunfo de la temporada en el campo municipal de El Hospital.

0 CD La Granja

Truji, Kike, Christian, Pluma, Pau, Berrocal, Kobi (Mario, min. 75), Aguirre (Juli, min.45), Dani Lázaro, Guti, Alcubilla (Terleira, min 89).

1 Burgos Promesas

Álex, Casado, Portal, Jairo, Óscar, Mota, Gallo, Varo (Dava, min.49), Torres (Lisardo, min. 89), Cerezo y Gabri (Óscar O., min 77).

incidencias
Partido corespondiente a la vigésimo primera jornada del Grupo VIII de Tercera disputado en el campo municipal de El Hospital ante unas 300 personas aproximádamente.

El conjunto de Diego Yepes cayó derrotado en los minutos finales del encuentro ante el Burgos Promesas en una contra en la Truji atajó el primer disparo en el mano a mano pero que no pudo hacer nada ante el rechace que cayó a los pies de Torres para empujar a puerta vacía lo que significaba el único tanto del partido y tres puntos de oro para los burgaleses, que se alejan del descenso.

Después de la victoria en tierras salmantinas ante el Santa Marta, el CD La Granja esperaba con ansía la llegada del encuentro ante el Burgos Promesas en el campo de El Hospital con la idea de lograr la primera victoria como local de la temporada. El encuentro en líneas generales fue frío, como la climatología, sobre todo en el primer tiempo.

Durante los primeros minutos el partido no tuvo dueño, fue una lucha en el centro del campo por ver cuál de los dos conseguía manejar el tempo del partido, aún así eran los granjeños los que parecían estar mejor asentados sobre el césped de El Hospital pero sin llevar peligro sobre el área rival.

Roja al filo del descanso

Si lo llevaba el Burgos Promesas amen a los errores de Pluma, pero el eterno capitán se rehacía de sus propios fallos y salvaba los muebles con su veteranía. La jugada más clara del primer tiempo llegó en un saque de esquina botado por el conjunto visitante; Varo puso el centro y el balón se paseó por el área sin que nadie acertara a rematarlo.

La más clara para los granjeños fue en una contra conducida por Dani Lázaro que no estuvo atinado en el pase final. Con el marcador a cero se marchó el encuentro al tiempo de descanso no así sin polémica, puesto que en el minuto 45, en una falta a favor de los de Diego Yepes, Berrocal era expulsado con roja directa por puñetazo a un rival.

Con un jugador menos para el resto del encuentro Yepes decidió dar entrada a Juli y refugiarse atrás. Sin tiempo para nada en el segundo tiempo el Burgos Promesas dio un claro aviso a los locales. En una contra letal Gallo tuvo el 0-1 pero su remate incomprensiblemente se marchó contra el palo.

A partir de ahí, el CDLa Granja, a pesar de estar un jugador menos, dio un paso adelante y comenzó a llevar peligro sobre la meta de Álex. Sergio Alcubilla con espacios se convirtió en un verdadero quebradero de cabeza para el Burgos Promesas.

A través de centros laterales o bien internadas en el área los granjeños trataban de hacer un gol, pero sin olvidarse de defender. En este aspecto se comienza a notar la mano de Yepes, que avisó que su equipo iba a crecer a través de ella y eso se nota.

Cuando ambos equipos parecían firmar ya el empate, llegó la jugada fatídica para los azulones. Tras un recuperación del Burgos Promesas el conjunto naranja salió a la contra como una flecha. Se mascaba la tragedia pues Truji tenía enfrente hasta tres jugadores rivales. El guardameta granjeño se hizo enorme y logró detener el primer disparo, pero la fortuna no estaba del lado local y el rechace cayó a los pies de Torres que a puerta vacía no falló.

En aquel instante los burgaleses saltaron de alegría pues ni ellos mismo podían creerse que después del encuentro que habían hecho se llevaran el triunfo del campo de El Hospital.

Pitó el final el colegiado y los puntos se fueron para Burgos. La primera victoria como local para el CDLa Granja tendrá que esperar, pero el equipo parece haber dado con la tecla para lograr el objetivo marcado por Yepes desde su llegada al banquillo. Con este juego, con el equipo bien plantado en defensa y con un poco de suerte, el CDLa Granja conseguirá salvarse sin apuros.

De momento el equipo tendrá que pasar el mal trago por la derrota, pero debe comenzar a preparar el choque ante el Zamora CF, uno de los equipos punteros de la competición que necesita ganar después de haber perdido el liderato tras empatar ante el Real Ávila. Por su parte, los granjeños tendrán que plantear un encuentro muy serio para rascar algo en el Ruta de la Plata.