Balonmano

El Aula roza la remontada

Lanzamiento de Cossío. /A. Mingueza
Lanzamiento de Cossío. / A. Mingueza

El equipo vallisoletano tuvo balón para igualar ante un Guardés que llegó a ganar de siete goles

EL NORTEValladolid

El Aula Alimentos de Valladolid lo intentó sobre la pista de Huerta del Rey. Buscando sin descanso convertir un imposible en improbable y, de ahí, dejar que la probabilidad se abriese paso. Pero las fuerzas eran limitadas y llegaron hasta el filo del descanso, donde el Mecalia Atlético Guardés terminó de asestar un golpe a las esperanzas vallisoletanas logrando colocar una ventaja de seis goles en el electrónico. Y sin embargo, las vallisoletanas volvieron a tirar de alma, de coraje y de un sufrimiento sobre el 40x20 que a punto estuvo de darles el premio de la victoria, pero que se quedó en la miel de acariciar la remontada para terminar perdiendo 22-23.

22 Aula

Lulu Guerra (17 paradas) , Melina Cozzi (-), Cristina Cifuentes (1), Joana Bolling (2), Teresa Álvarez (3), Elena Cuadrado (6), Ana María Viloria (1) -Siete inicial- Ángela Nieto (3), Carmen Sanz (ps), Eli Cesáreo (5p), Mónica Gutiérrez París (-), Elena Talavera (1), Cecilia Cossio (-).

23 Atl. Guardés

Marisol Carratu (17 paradas) África Sempere (7, 2p), Carmen Campos (2), Lorena Pérez (-), Paulina Buforn (1), Rosario Urban (3), Carla Gómez (1) -siete inicial-, Meriem Ezbida (ps), Naiara Egozkue (3, 2p), Marta Méndez (-), Sara Bravo (-), Alesia Kurchankova (2), Estela Carrera (ps) y Estela Doiro (4).

Marcador
1-2 / 4-5 / 7-7 / 8-9 / 9-13 / 10-16 (descanso), 13-18 / 14-19 / 17-20 / 19-22 / 20-22 / 22-23.
Árbitros
Francisco Javier Moyano y Antonio Merino. Excluyeron a la local Teresa Álvarez (min. 39) y a las visitantes Naira Egozkue (min.35), Carmen Campos (min.49) y Sara Bravo (min.41).
Incidencias
Partido de la 23ª jornada de la Liga Guerreras Iberdrola disputado en Huerta del Rey. En los prolegómenos se homenajeó al equipo Universitario que logró el subcampeonato de la Copa de la Reina en 1990.

No empezaron mal las cosas para las chicas de Miguel Ángel Peñas, que poco a poco fueron asentándose en la pista y sintiéndose cómodas. Con una defensa muy bien plantada impedían al Guardés jugar cómodas en ataque, obligándolas a llegar una y otra vez hasta el pasivo, para jugar en ataques largos y tanteadores cortos, como quería el técnico vallisoletano. Sin embargo, no encontraron en su juego ofensivo el clave para marcar el ritmo del partido ideal para ellas, pues en apenas cinco minutos Marisol Carratu, la guardameta del conjunto gallego, desbarató cuatro ocasiones, tres de ellas en contraataques marca Aula, de esos que, en la mayoría de las ocasiones, acaban con el balón dentro de la red.

Fue la portera visitante poco a poco haciéndose más grande aún si cabe bajo los palos, mientras el ataque vallisoletano pasa por las manos de Teresa Álvarez que, intentaba en cada ocasión, hacer jugar a las suyas por mediación de Cristina Cifuentes, Elena Cuadrado y Joana Bolling, que volvieron a hacer un gran esfuerzo sobre la pista.

El intercambio de golpes, a ritmo no demasiado excesivo, se fue sucediendo en Huerta del Rey hasta el minutos 23, cuando Peñas se vio obligado a solicitar tiempo muerto porque el Guardés comenzaba a escaparse en el electrónico (9-12).

Lo intentaron las locales en los minutos finales del primer periodo, pero las fuerzas fallaban y el Guardés se mostraba mucho más fuerte y supo aprovecharlo en manos de África Sempere para dejar la ventaja al descanso en 10-16.

Tras la reanudación parecía que las vallisoletanas entregarían la cuchara, pero lo improbable es, por definición, probable, y convencidas, no dejaron de intentarlo. Así, tras ver cómo la diferencia aumentaba hasta los siete goles, tiraron de épica, y comenzaron a apretar los dientes. Ajustaron la defensa y Lourdes Guerra, que había conseguido seis paradas en la primera mitad, dio un paso al frente para terminar de cerrar la defensa.

Así, a pesar de Marisol Carratu, que siguió con su particular recital de paradas (17 en total), de los fallos de contraataque que en otros partidos acaban en gol, y de los palos, que también tuvieron su momento estelar, las chicas del Aula Alimentos de Valladolid fueron poco a poco recortando distancias, aprovechando la superioridad numéricas tras las exclusiones rivales con parciales de 2-0 en cada una de ellas para llegar al minuto 42 con 20-22 en el electrónico gracias a un gol de penalti de Eli Cesáreo.

Cinco minutos y un tiempo muerto del entrenador visitante después tuvieron que pasar para que se diese otro gol sobre la pista, el de Elena Cuadrado que ponía el 21-22 en el minuto 56 y la locura en las gradas de Huerta del Rey que creía en la remontada.

Los cuatro minutos restantes fueron de absoluta locura, con imprecisiones, paradas de Lulu (17 en total), robos de las dos escuadras, tiempo muerto solicitado por Miguel Ángel Peñas para jugar sus ataques 7x6 para que al final un gol de Sempere y otro de Ángela Nieto dejasen el marcador en un 22-23 en unos minutos finales en los que se rozó la remontada con la yema de los dedos.