Tiempo de Historia: El arte de vivir

'Degas. Passion for perfection'./
'Degas. Passion for perfection'.

Gustavo Garzón nos llega al alma gracias al grupo de teatro Sin Drama de Down y su formidable conjunto de jóvenes intérpretes

RAFAEL VEGAValladolid

No servimos para todo. Ni siquiera deberíamos perder tiempo en intentarlo. Hallado nuestro particular yacimiento de retos y alegrías en la vida lo más sensato sería consumirla explotándolo y sacándole todo el partido posible. Entre las personas con síndrome de Down ocurre lo mismo: no todas ellas precisan hacerlo todo. Algunas son proclives a disfrutar de los deportes, otras de la pintura y otras del arte dramático. Por eso en Buenos Aires se creó, hace años, un grupo de teatro dispuesto a desarrollar el talento de sus miembros y compartirlo con el mundo. 'Sin Drama de Down', el elenco dirigido y tutelado con inmensa profesionalidad y cariño por Juan Laso, es el objeto de la poderosa película dirigida por Gustavo Garzón, 'Down para arriba', a la que finalmente ha llegado por azares de la vida, como padre de dos muchachos con síndrome de Down apasionados de todo cuanto guarde relación con el espectáculo y la interpretación.

Tiempo de Historia

Degas: passion for perfection
Dirección y montaje. David Bickerstaff. Guion. David Bickerstaff, Phil Grabsky. Intervienen. Anthea Callen, Jeffrey Dennis. Reino Unido. 2018. 85 minutos.
Down para arriba
Dir. Gustavo Garzón. Guion. Tamara Garzón, Gustavo Garzón. Argentina 2018. 71 minutos.

La película de Garzón nos invita a presenciar los ensayos y el rodaje de un cortometraje realizado por este grupo de jóvenes heterogéneo, expansivo, infinitamente espontáneo y transparente. Los ejercicios de relajación y de expresión corporal, las dinámicas de improvisación, de danza terapia y de experimentación emocional ilustran de forma elocuente las virtudes pedagógicas y sociales del sistema dirigido por Laso. Su portentosa manera de conducir al grupo y amarlo, de contenerlo, liderarlo y dejar que fluya libremente empapa la película de Garzón, que sabe recopilar con ritmo y soltura en poco más de una hora un curso completo de emociones, contenciones y progresiones de sus protagonistas quienes, por otra parte, están tocados por una gracia especial que torna cada una de sus intervenciones en un luminoso acto de generosidad, alegría y humor. Tan intensa es su vivencia en la actuación (siempre pautada en líneas generales para guiar someramente su improvisación) que a menudo sufren una identificación con la situación ficticia que interpretan. La ira y el amor se convierten en reales y aflora un sufrimiento que Laso ha de dominar cuidadosamente antes de que anide en el ánimo de sus jóvenes actores.

Bickerstaff cumple con el objetivo de divulgar la obra y lectura estética de Degas

La cuestión generada tras el gozo de semejante espectáculo humano no es baladí, ni sencilla su respuesta: ¿acaso es contraproducente el empeño de una integración forzosa que a menudo provoca sufrimiento y frustración, o es preferible la adecuación a cada persona para ayudarle a desarrollar al máximo sus querencias, sus aptitudes y, a fin de cuentas, su felicidad?

'Down para arriba'.
'Down para arriba'.

El grupo Sin Drama de Down sugiere los beneficios de una aceptación pragmática y relajada de la realidad cuando esta se desarrolla con serenidad y afecto; palabras, a menudo, opuestas a los objetivos de progresión intensiva, cuantificables que una pedagogía, quizás trasnochada, ha mantenido vigente hasta ahora en no pocos sistemas asistenciales y educativos.

La precisión y cuidado técnico de Bickerstaff ofrece en 'Degas: pasión por la perfección' una muestra de incontestable calidad fotográfica de una representativa y amplia muestra de la obra de uno de los genios franceses del impresionismo. La película de Bickerstaff, que aprovecha la exposición de igual título con una impresionante recopilación de pinturas, dibujos y esculturas de Edgar Degas, se limita, en cualquier caso, a dibujar una semblanza biográfica y artística con marcados tintes académicos y cumple acertadamente con el objetivo primordial de divulgar la obra y lectura estética de Degas y exportar su imagen con suma calidad a una proyección en salas cinematográficas que contribuya, precisamente, a su difusión y conocimiento.