El Museo de la Ciencia enseña a envejecer «con calidad» en una muestra que refleja la longevidad como «éxito social»

Cartel de la exposición./El Norte
Cartel de la exposición. / El Norte

La exposición ofrece las pautas para hacerse mayor a través de «oportunidades y retos»

El Norte
EL NORTEValladolid

«Castilla y León es, junto a Madrid, la autonomía con una mayor esperanza de vida y esto, lejos de verlo como un problema demográfico, se debe afrontar como un éxito social porque hay muchas cosas que se están haciendo bien aquí», ha reflexionado el profesor de sociología de la USAL, Alberto del Ley, autor de un trabajo sobre centenarios y que ha colaborado en la organización de la muestra 'A vivir que son 100 años' que se ha inaugurado hoy en el centro museístico vallisoletano y que estará abierta hasta el próximo 30 de junio.

Del Rey ha apuntado, en declaraciones recogidas por Europa Press, que en 1900 había tres personas con más de cien años en la Comunidad, cuando hoy en día «son más de 1.500». El estudio revela en que Castilla y León tiene el doble de 'centenarios' que el resto de la media del país y que todos ellos --se han estudiado a personas nacidas entre 1910 y 1919-- presentaban características comunes como una «actitud positiva» y «resilencia» ante problemas «graves» (el periodo estudiado comprende, entre otros hechos históricos, una guerra, la postguerra y una dictadura) y una «fuerte protección de sus redes familiares», al tiempo que el estudio demuestra que la longevidad se «ha democratizado».

El estudio ha estado muy presente en la confección de esta muestra que ofrece una visión científica del envejecimiento saludable a través de cinco ámbitos diferentes. La muestra invita a recorrer el camino de la vida y enfrentarse al proceso de envejecimiento, mostrando aquellos factores que puedan determinar que dicho itinerario se efectúe en las mejores condiciones posibles.

De esta forma, los visitantes «descubrirán» y «reflexionarán» sobre el aprendizaje continuo, una nutrición óptima, el ejercicio físico o las relaciones sociales son algunos de los aspectos que influyen, en gran medida, en este proceso.

Paneles y audiovisuales

La exposición analiza también cuestiones de interés general como los efectos de la jubilación en cada persona, el mantenimiento del actual estado de bienestar, los avances médicos y tecnológicos en torno al envejecimiento, o el funcionamiento de los sistemas de pensiones y sanitario.

«Un interesante recorrido, formado por paneles, audiovisuales e interactivos, que ofrece dos itinerarios paralelos: uno que atiende a la experiencia del envejecimiento individual; y otro centrado en las cuestiones que afectan al envejecimiento colectivo o demográfico», señalan desde el centro.

El objetivo final es por un lado, mejorar la comprensión del fenómeno del envejecimiento; y por otro, impulsar iniciativas innovadoras que contribuyan a transformar este proceso en una fuente de oportunidades, ha apuntado el director de la Fundación General CSIC, Álvaro Jiménez, que ha diseñado y promovido esta exposición.

Por último, la concejala de Cultura y Turismo, Ana Redondo ha ahondado en los aspectos positivos del envejecimiento, como es la esperanza de vida que, «desde 1900 ha aumentado en más de 40 años», al tiempo que ha insistido en que la exposición plantea «grandes retos a nivel individual y social».

La exposición está enmarcada en el proyecto 'Centro Internacional sobre el Envejecimiento' (Cenie), encuadrado en el programa de Cooperación Interreg V-A España - Portugal (Poctep) 2014-2020, financiado por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (Feder) y cuya finalidad es fomentar la cooperación interregional entre ambos países en su línea fronteriza para mejorar la calidad de vida de sus ciudadanos.