El Museo de Bellas Artes de Bilbao acoge desde hoy "Goya y la corte Ilustrada"

Por muy increíbles que sean, ninguna obra de los contemporáneos de Goya alcanzó nunca su nivel. Sublime fue, es y será su 'gallina ciega' por el colorido, el flirteo que se traen sus personajes y por cómo Goya pinta un juego y juega con el espectador al escondite. Historias de amor pero también de odio. Retrató a su cuñado, también pintor, que le puso todas las zancadillas posibles para que no triunfara. Y a su amigo de la infancia, que era quien le mantenía con los pies en la tierra mientras ascendía en la corte de Madrid. Plasmó asimismo la retranca que se presupone a los 'borbones', con esa sonrisa de medio lado de Carlos III, o el ascenso de poder de las mujeres en el cuadro de 'El pelele'. Una exposición de ayer con temas muy de hoy que quedarán para siempre en nuestras retinas.-Redacción-

ATLAS ESPAÑA

Más vídeos de Culturas