En rodaje

Icíar Bollaín aborda su película más feminista

Icíar Bollaín y Candela Peña en el rodaje de 'La boda de Rosa'./
Icíar Bollaín y Candela Peña en el rodaje de 'La boda de Rosa'.

'La boda de Rosa', que filma estos días en el Levante, vuelve a unirla con la actriz Candela Peña, con la que trabajó en 'Hola, ¿estás sola'?' y 'Te doy mis ojos'

Boquerini .
BOQUERINI .

Protagonizada por Candela Peña, a la que Icíar Bollaín ya había dirigido en 'Hola, ¿estás sola?' y en 'Te doy mis ojos', la película cuenta en el reparto también con Sergi López, Nathalie Poza, Paula Usero y Ramón Barea como protagonistas. Además, Xavo Giménez, Maria José Hipólito, María Maroto, Eric Francés y Lucín Poveda.

La sinopsis cuenta que, a punto de cumplir 45, Rosa se da cuenta de que ha vivido siempre para los demás y decide marcharse, dejarlo todo y apretar el botón nuclear. Quiere tomar las riendas de su vida y cumplir el sueño de tener un negocio propio. Pero pronto descubrirá que su padre viudo, sus hermanos y su hija tienen otros planes, la quieren casar y que cambiar de vida no es tan sencillo si no está en el guion familiar.

En palabras de la directora «el chiste '¿La familia? Bien… lejos' se hace realidad con Rosa, para quien conciliar lo que ella quiere con lo que quieren los demás se convierte en una tarea titánica, incluso aunque se trate de organizar su propia boda. Hay muchas Rosas entre nosotros y todos somos un poco Rosa… Aprender a saber lo que uno quiere y no renunciar a ello es una asignatura difícil de aprobar y a veces no se consigue en toda la vida. Pero Rosa está dispuesta a conseguirlo. Cuando lo intenta sacude a su familia, compuesta por dos hermanas y su padre viudo. Todos recibirán un mensaje de Rosa».

Icíar Bollaín, en el rodaje de 'La boda de rosa'.
Icíar Bollaín, en el rodaje de 'La boda de rosa'.

Icíar Bollaín vuelve a trabajar también con su guionista de 'Te doy mis ojos', Alicia Luna, abandonando, por una vez, a su guionista habitual de sus últimos trabajos, su pareja y padre de sus hijos, el británico Paul Laverty. Como en aquella película ganadora de siete Goyas, Bollaín se vuelve a sumergir en el mensaje feminista, que aquí desarrolla un tema tan cotidiano como imperceptible: El de la mujer que se siente impedida ser ella misma hasta que decide dar un golpe sobre la mesa.

«Es muy difícil es este caso darte a tu familia, porque no es que no les quieras sino que necesitas espacio para ti. Que necesitas tener distancia, que necesitas alejarte… Con la familia todo es siempre más complicado. Parece que uno tiene que cumplir un rol hasta el final», cuenta la directora. «Hay un momento, al principio de la película, un acontecimiento, que le hace abrir los ojos y plantearse que como eso siga así nunca se va a poder ocupar de ella misma», afirma la directora.

Ramón Barea, que da vida a Antonio, el padre de Rosa, cuenta que su personaje «es un hombre que se ha quedado bastante solo y que solo busca su lugar en la familia». Nathalie Poza y Sergi López son los hermanos de Rosa. López desvela: «En esta familia, de tanto que se quieren, se ahogan, y Rosa es el epicentro de todo».

La película se rueda en varias localidades de la Comunidad Valenciana (Valencia, Benicasim, Alcácer, Picasent, Catarroja, Silla y Paterna), y es segunda película de Bollain en la región tras 'El olivo'. Para Icíar, «esta historia podría suceder en cualquier parte, pero Valencia y Benicasim prestan su luminosidad, su bullicio y su alegría de vivir (con una buena traca de petardos incluida) a la historia de Rosa y esa familia suya invasiva, ruidosa, egoísta y un poco surrealista, pero también muy cariñosa. La luz y la alegría de vivir de Valencia le va muy bien a la historia». La filmación transcurre durante seis semanas y cuenta con producción de Tandem Films, Turanga Films y Setembro Cine, con Pablo Bossi, Lina Badenes, Fernanda del Nido y Alexandra Lebret como productores. El filme cuenta también con el apoyo de TVE y Movistar+.