Vox no adoptará medidas contra sus concejales de Burgos porque votaron «en conciencia»

Imagen de los dos concejales de Vox en el pleno/Aythami Pérez
Imagen de los dos concejales de Vox en el pleno / Aythami Pérez

La formación de Santiago Abascal avanza que el partido no expedientará a los dos ediles que se desmarcaron del acuerdo PP-Cs y no apoyaron la investidura de Vicente Marañón

BURGOS conecta
BURGOS CONECTABurgos

Vox no adoptará medidas contra los concejales de la formación en Burgos que no respaldaron la elección de Vicente Marañón, de Ciudadanos, como alcalde de la ciudad, lo que convirtió en regidor al socialista Daniel de la Rosa, según indicaron a Ical fuentes de la dirección nacional del partido.

Asimismo, la formación de Santiago Abascal ha explicado que los dos concejales votaron «en conciencia» en el pleno extraordinario de constitución de la Corporación Municipal de Burgos, en la que De la Rosa resultó elegido con 13 votos, frente a los 12 del dirigente de Cs y los dos que obtuvo la candidatura de Vox.

Noticia relacionada

En un perfil oficial Vox ha publicado ante el anuncio del PP de que promoverán una moción de censura: «Lecciones ni una. El PP no ha querido pactar con VOX en Ceuta y otros municipios. Además, Ciudadanos ha incumplido su pacto en Melilla para hacerse con la alcaldía de la mano del PSOE y un partido islamista. Vox no está obligado a pactar con quienes no se sientan ni a negociar».

Eso sí, esta misma mañana Vox reconocía que sus ediles habían «incumplido la disciplina» de su partido y advertían que «tendrán ahora que asumir las consecuencias que estime el Comité de Garantías» en los próximos días, si bien parece ahora que no tomarán medidas drásticas.

Avisados

La formación ya informó anoche que no tenía previsto apoyar mañana la investidura del candidato de Ciudadanos (Cs), Vicente Marañón, como alcalde de Burgos ante «el bloqueo establecido por Cs» y por «su actitud de desprecio a la ciudadanía burgalesa».

Tras las conversaciones mantenidas en diferentes días con el Partido Popular y con Ciudadanos, Vox Burgos manifestó que el pasado 26 de mayo, tras las elecciones municipales, el resultado daba «claramente» una opción de gobierno a los tres partidos, Vox, Cs y PP, con un plazo de 20 días para materializar el acuerdo. Han pasado 17 días hasta tener un primer contacto (informal) con ambas formaciones, un tiempo precioso que se ha perdido sin aparentemente ningún avance», lamentaron.

«Los representantes de Vox en Burgos siempre han contado con total libertad por parte de la ejecutiva nacional del partido para negociar sin condicionantes», señalaron ayer, y agregaron que «en todo momento, Vox ha planteado la negociación para lograr un acuerdo que se forje en Burgos, para Burgos y pensando en los burgaleses».