Vox celebra en Arévalo la jornada de convivencia para afiliados en defensa de la caza y la tauromaquia

Belén Bermejo, juventudes de Ávila, Pablo Sáez, Diputado del Congreso, Pedro Aldea, cetrero y Martín Perrino, candidato a la alcaldía de Arévalo (Con sombrero)./
Belén Bermejo, juventudes de Ávila, Pablo Sáez, Diputado del Congreso, Pedro Aldea, cetrero y Martín Perrino, candidato a la alcaldía de Arévalo (Con sombrero).

Participaron 200 personas de las provincias de Ávila y Valladolid

FERNANDO G. MURIELARÉVALO

El sábado por la tarde tuvo lugar una jornada de convivencia para afiliados y simpatizantes del partido en Ávila, en la que participaron casi doscientas personas. Organizada por las juventudes del partido y VOX Arévalo, el acto contó con la presencia de Pablo Sáez, Diputado del Congreso por la circunscripción de Valladolid; David Sierra, candidato a la Junta de Castilla y León por la provincia de Ávila, y Martín Perrino, conocido empresario taurino y candidato a la alcaldía por la localidad de Arévalo.

Además de afiliados y simpatizantes de Arévalo, el evento contó con militantes y votantes de otras localidades de la provincia de Ávila, como la capital, Navaluenga, Las Navas del Marqués así como de Valladolid. La jornada comenzó con una comida de fraternización, que desarrollada en un ambiente distendido, sirvió para reforzar las relaciones entre las diferentes agrupaciones locales y reflexionar sobre los retos que VOX tiene por delante.

Acabado el almuerzo, tuvo lugar una exhibición de cetrería y un tentadero público, con las que la formación verde mostró su apoyo a la caza, «actividad que permite un mantenimiento sostenible de los recursos naturales», y la tauromaquia, «manifestación cultural popular nacida en libertad». Para finalizar, Pablo Sáez se dirigió a los presentes para agradecer su presencia y destacar «la importancia que para Castilla y León tiene poder contar con un representante de VOX en el Congreso de los Diputados en una legislatura como la presente». Un día de hermandad que se desarrolló en un ambiente festivo, acogedor y reivindicativo