La Consejería teme que aún queden reservorios de tuberculosis en Aliseda de Tormes

La Consejería teme que aún queden reservorios de tuberculosis en Aliseda de Tormes

Pese a que la presencia de la enfermedad ha disminuido en el ganado, los servicios veterinarios mantienen como prioridad su control

M. F. J.Ávila

El director general de Producción Agropecuaria e Infraestructuras Agrarias, Jorge Llorente, ha explicado que se da la posibilidad de que reservorios del brote de tuberculosis que azotó La Aliseda de Tormes el verano pasado continúen activos.

La Consejería de Agricultura y Ganadería tiene como objetivo disminuir al máximo el riesgo de activación del virus, y que las ganaderías colindantes a la comarca no se vean afectadas. Existe la posibilidad de que los reservorios persistan entre la fauna salvaje, ante lo que Jorge Llorente ha declarado que desde la Consejería podrían darse subvenciones para vallar los límites de las tierras, en lo que ha denominado un esfuerzo conjunto.

El diálogo con los ganaderos es constante, ha declarado Jorge Llorente, quien afirma que la seguridad de los animales no sólo depende de las medidas de prevención normativas, sino también de la responsabilidad individual de los ganaderos. No obstante, ha admitido que en zonas al aire libre, es más complicado ejercer algún control.