Se quema a lo bonzo tras incumplir la orden de alejamiento de su mujer

Un varón de 53 años pierde la vida horas después de salir del cuartelillo en Valencia de Don Juan donde había pasado la noche

J. J. PORRASLEÓN
Los bomberos acudieron a sofocar las llamas en el trastero donde se registró la explosión/
Los bomberos acudieron a sofocar las llamas en el trastero donde se registró la explosión

Un trágico suceso sacudió ayer la localidad leonesa de Valencia de Don Juan. Un hombre de 53 años de edad, del que solo se conoce su nombre de pila, Francisco, falleció en un incendio provocado en un trastero de un inmueble situado en el número 28 de la avenida Juan Rey Juan Carlos I. Un suceso en el que también resultaron heridos la hija del fallecido y su novio, aunque ambos se encuentran fuera de peligro.

Fuentes de la Subdelegación del Gobierno señalaron que el suceso se produjo poco antes de las 18:15 horas, cuando una llamada del Servicio 112 de Emergencias alertó a los Bomberos de León de que se había producido una explosión de origen desconocido en ese inmueble y que ocasionó una densa humareda que obligó al desalojo de los vecinos.

Miembros de los cuerpos y fuerzas de seguridad personados en el lugar de los hechos confirmaron que el hombre había bajado hasta el trastero de la vivienda en la que residía con un bidón de gasolina de grandes dimensiones y que minutos antes de prender fuego a la estancia avisó a su hija de sus intenciones. La hija y su pareja acudieron de inmediato a la vivienda para intentar persuadirle, pero en ese momento se produjo la deflagración de la gasolina que el padre ya había vertido por el trastero.

En un desesperado intento de la hija y su novio de rescatar a la víctima de las llamas los dos resultaron heridos con quemaduras de las que tuvieron que ser atendidos, primero en el centro de salud de Valencia de Don Juan y posteriormente en el Complejo Asistencial de León.

La mujer, de 26 años, con heridas de menor gravedad, fue trasladada en una UVI móvil y su pareja, de 37, en helicóptero medicalizado por sufrir quemaduras en gran parte de su cuerpo. Aunque el pronóstico del herido más grave es reservado, fuentes sanitarias confirmaron que los dos se encontraban fuera de peligro.

Fuentes consultadas por El Norte de Castilla confirmaron que el fallecido había pasado la noche anterior detenido en el cuartel de la Guardia Civil y que había quedado en libertad apenas unas horas antes de protagonizar el trágico suceso.

Un arresto que los miembros de la Guardia Civil habían decidido tras incumplir el ahora fallecido una orden de alejamiento contra su ex mujer, de la que recientemente se había separado, y por la que tendría que presentarse en los próximos días ante el juez. La separación de su mujer, que habría hecho mella en su estado de ánimo, y el arresto podrían haber precitado el desenlace.

Condolencias a la familia

El alcalde de Valencia de Don Juan, Juan Martínez Majo, se trasladó al lugar de los hechos tras conocer la noticia y lamentó profundamente la muerte de Paco, como popularmente todo el mundo le llamaba en la localidad, y que residía desde siempre en esa población, donde también se encontraba gran parte de la familia. Majo calificó de «muy triste que sucedan estos hechos a personas tan conocidas por todos» y ofreció «todo nuestro apoyo y ánimo a la familia», aunque evitó entrar en valoraciones sobre las causas del suceso.