El presidente del Congreso dice que la Autovía del Duero se terminará en cuanto acabe la crisis

Jesús Posada asegura que la autovía es una «prioridad» para el Gobierno

EL NORTE
Posada y Herrera en la reunión que mantuvieron el año pasado en la sede de la Junta./
Posada y Herrera en la reunión que mantuvieron el año pasado en la sede de la Junta.

El presidente del Congreso, Jesús Posada, insistió este domingo en que la Autovía del Duero (A-11 entre Soria y Valladolid) es una prioridad para el Gobierno central y para el Ministerio de Fomento, y añadió que será de las primeras vías que recibirá un impulso económico, cuando la situación económica mejore.

Posada, que visitó el Banco de los Alimentos de Soria, reiteró que la A-15 entre Soria-Tudela deberá esperar a otro escenario económico más próspero, y garantizó que el Plan de Infraestructuras, Transporte y Viviendas (PITVI- 2012-2024) tendrá en cuenta parámetros como la cohesión social. En su opinión, las obras públicas en España se han ralentizado debido a la crisis, pero lanzó un mensaje de esperanza de poder recobrar, cuanto antes, el ritmo de inversión.

Por otro lado, aseguró que el PP de Soria ha realizado las gestiones necesarias para que Soria reciba ayudas de Europa por su despoblación, refiriéndose a la iniciativa de los empresarios de Soria, Teruel y Cuenca de solicitar al Gobierno central que inste a Europa a que el reparto de los Fondos de Cohesión se realice en base al parámetro poblacional. Es una iniciativa que coincide con la visión que se debe tener desde la Cámara Baja de favorecer a los más débiles, indicó para avanzar que apoyará la iniciativa.

El tercer mandatario del Estado alabó la determinación de los integrantes del Banco de Alimentos de Soria para sacar adelante la iniciativa, que calificó de encomiable, y añadió que la experiencia soriana es notable por la implicación de la sociedad.

Asimismo, subrayó que, desgraciadamente, para muchas personas los bancos de alimentos son vitales, por lo que los políticos tienes que volcarse con las personas más necesitadas. Los bancos de alimentos no desaparecerán nunca, ya que siempre habrá gente que necesite ayuda alimentaria, precisó.

Posada, diputado por la provincia soriana, tras reconocer la dureza de la crisis económica, subrayó que España vive una recuperación firme pero lenta, por lo que los bancos de alimentos seguirán funcionando en un horizonte largo.

La sede del Banco de Alimentos de Soria se ubica en una nave municipal del polígono industrial de Valcorba. El presidente del colectivo benéfico, Ángel Crespo, recordó que el pasado año se repartieron 122 toneladas, de los 145 que se recogieron. Esta misma semana prevé repartir 40.000 kilos de comida procedentes del FEGA.

En lo que va de año el Banco de Alimentos de Soria ha repartido 16.000 kilos, una cifra que coincide con la del año anterior. En las próximas semanas el colectivo iniciará varias campañas para recoger alimentos de primera necesidad para los sorianos más desfavorecidos.