Europa otorga a 36 empresas la Carta Europea de Turismo Sostenible

Se reconoce así su capacidad para hacer compatible el desarrollo turístico y económico con la conservación del entorno natural

EL NORTEVALLADOLID
Antonio Silván y Alicia García, entregan la acreditación al director del Parador de Gredos, Gaspar Vallés. / M. Martín-Ical/
Antonio Silván y Alicia García, entregan la acreditación al director del Parador de Gredos, Gaspar Vallés. / M. Martín-Ical

Un total de 36 empresas turísticas de los espacios naturales del Parque Regional Sierra de Gredos, la Reserva Natural del Valle de Iruelas (Ávila) y el Parque Natural de Las Batuecas- Sierra de Francia (Salamanca) recibieron hoy las acreditaciones de adhesión a la Carta Europea de Turismo Sostenible. De esta forma, según informó Ical, Europa les reconoce su capacidad para hacer compatible el desarrollo turístico y económico de sus territorios con la conservación de su entorno natural.

Entre los establecimientos distinguidos, que se suman a los diez que ya cuentan con la acreditación europea, se encuentran hoteles, restaurantes, centros de turismo rural, museos y empresas dedicadas al turismo activo. La gran mayoría e ellas -26- están ubicadas en la Sierra de Gredos, otras siete en el Valle de Iruelas y otras tres en Las Batuecas.

El acto de entrega de acreditaciones tuvo lugar en el Parador de Gredos, en la localidad abulense de Navarredonda, y estuvo presidido por el consejero de Fomento y Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León, Antonio Silván y la consejera de Cultura y Turismo, Alicia García, que reseñó que estas acreditaciones están en sintonía con la estrategia turística de la Junta. «Se comparten objetivos como la especialización de la oferta o la creación de productos turísticos ligados a la sostenibilidad y susceptibles de una comercialización y promoción internacional», explicó.

García valoró la Carta Europa de Turismo Sostenible por su importancia no solo para la oferta, es decir las empresas del sector, sino también para la demanda, para los espacios naturales implicados, las administraciones con competencias turísticas y el territorio local. «Un producto, el del turismo sostenible, que se suma a otros potenciados desde la Junta como el turismo activo, el astronómico, el micológico, el ornitológico y el trashumante», sostuvo.

Asimismo, la consejera constató que el sector necesita no solo del «impulso» de las administraciones públicas, sino también de la colaboración privada para convertir a los espacios naturales de Castilla y León «en territorios de excelencia en turismo sostenible» y potenciar su competitividad en un sector cada vez más exigente. En tal sentido recordó que las acreditaciones europeas entregadas hoy son también fruto del asesoramiento prestado a las empresas desde el Plan de Competitividad Gredos- Iruelas en el que participan la Junta, el Ministerio de Industria, Energía y Turismo y la Diputación de Ávila.

Por su parte, el consejero de Fomento y Medio Ambiente, Antonio Silván, coincidió con García en reseñar la importancia de la colaboración con el sector privado a la hora de poner en marcha equipamientos e infraestructuras en los espacios naturales de Castilla y León que fomenten la capacidad de atracción de turistas, sin vulnerar el medio natural. Silván detalló que 30 millones de personas visitan los espacios naturales de España y dos millones acuden a los de Castilla y León, algo que evidencia este potencial.