Gonzalo Ibáñez, «buscamos que la federación tenga cierta empatía, pero nosotros hemos cumplido»

El Palencia Baloncesto se desmarca de la postura más radical de los clubes de la LEB Oro, pero pide cambios para mejorar la competición

JUAN J. LÓPEZPALENCIA

Los clubes de la Adecco LEB Oro desnudaron el pasado miércoles la que quieren que sea su competición. En una reunión al margen de la Federación Española de Baloncesto (FEB) en un céntrico hotel de Madrid, los equipos que compiten en la segunda categoría del baloncesto nacional acordaron que la federación tiene que cambiar las reglas del juego. Sí, esas que competen a los despachos, a los pagos, a los avales. «Buscamos que tenga cierta empatía hacia los clubes», explica el presidente del Palencia Baloncesto, Gonzalo Ibáñez.

El club palentino realizó un comunicado en la noche del pasado miércoles en el que argumentaba la necesidad de medidas por parte de la organizadora de la LEB Oro, pero en el que no era tan radical como otros clubes, como el Cáceres, el Lucentum o el River Andorra.

En la reunión, en la que se creó la Asociación de Clubes de la LEB, se acordó mandar una nota de prensa con las conclusiones de la asamblea de los equipos. Sin embargo, ese comunicado no era común, y cada club realizó uno para su ciudad o provincia. «Tenemos en común muchas cosas, pero también diferimos en otras. Para empezar nosotros defendíamos que para presionar a la federación lo primero había que hacer es cumplir con la normativa y haber pagado el aval y la inscripción», subraya el presidente del club palentino, quien recuerda que el Palencia ha cumplido, mientras que otros equipos presionan sin estar respaldados por sus actos. De hecho, son varias las entidades que consideran que el aval es adecuado para garantizar el cobro de los jugadores y dar credibilidad a la competición.