"El traslado de la Feria del Libro a la Cúpula del Milenio no supone ningún ahorro"

El Gremio de Editores de Castilla y León rebate las cifras del Ayuntamiento y critica "su planteamiento inflexible"

VALLADOLID
Una mujer ojea un libro durante la pasada edición de la Feria del Libro de Valladolid, realizada también en la Cúpula del Milenio / R. Gómez/
Una mujer ojea un libro durante la pasada edición de la Feria del Libro de Valladolid, realizada también en la Cúpula del Milenio / R. Gómez

El Gremio de Editores de Castilla y León ha rebatido el argumento del ahorro que esgrime el Ayuntamiento para celebrar por segundo año consecutivo la Feria del Libro en la Cúpula del Milenio -en lugar de en la Acera de Recoletos- apelando a que "tal ahorro no existe". Daniel Tejada, presidente de los editores agremiados de la región que aglutinan al 87% del sector- ha lamentado la ausencia de este colectivo en la presente edición. "La concejala Mercedes Cantalapiedra recuerda constantemente el supuesto ahorro de 120.000 euros, que es lo que costaba la instalación de la anterior Feria. Dato falso, puesto que tal ahorro no existe, pues según sus palabras, el certamen cuenta con una subvención del Ministerio de Cultura de más de 90.000 euros. Y además, deliberadamente olvida contabilizar que la Cúpula no sale gratis, pues le ha costado y le cuesta a cada ciudadano un total de 6.000 euros diarios haya o no actividad en ella, según cálculos de la oposición no desmentidos".

Los editores justifican que el año pasado asistieron a la Feria, de la que se descolgó el Gremio de Libreros de Valladolid, en un intento "conciliador" de mediar con el Ayuntamiento y buscar soluciones. "En 2012 optamos por asistir y hacer la prueba, pero pudimos comprobar que la asistencia de público fue menor a otras ediciones, lo mismo que las ventas, que cayeron un 45%", explicó Tejada, quien criticó el "planteamiento inflexible y la actitud desleal que muestran los responsables municipales".

El Gremio de Editores se suma así al de Libreros de Valladolid, que por segundo año consecutivo no acude a la Feria del Libro que comienza este viernes. Los editores anunciaron en cambio, que este año participarán en las ferias de Guadalajara, Líber, Frankfurt, Madrid y Soria.

Los editores de Castilla y León también han presentado el balance del pasado año, en el que han obtenido una facturación de 48,2 millones de euros, con una caída de casi diez millones con relación al pasado ejercicio.