La Copa Ibérica se marcha a Portugal

El Universitario de Lisboa se impone al VRAC Quesos Entrepinares (13-24)

A. P.VALLADOLID
El Universitario de Lisboa se impone al VRAC Quesos Entrepinares  / H. Sastre/
El Universitario de Lisboa se impone al VRAC Quesos Entrepinares / H. Sastre

Este vez tampoco pudo ser. El VRAC Quesos Entrepinares trató de desquitarse de sus dos fiascos precedentes en la Copa Ibérica y lograr el título peninsular junto a su público de Pepe Rojo. Sin embargo, los queseros tuvieron pocas opciones, el Universitario de Lisboa (CDUL) impuso su contundencia durante el partido y acabó de festejos sobre la hierba vallisoletana tras un marcador final de 13-24.

En su tercer intento por llevar la Copa Ibérica a sus vitrinas, el VRAC Quesos Entrepinares quiso descorchar pronto el marcador. Mientras la niebla flotaba en Pepe Rojo, Grifiiths no perdonó en un temprano golpe de castigo y el conjunto vallisoletano logró la primera ventaja en el minuto 3 (3-0). Pero el CDUL Rugby no había venido a Valladolid a pasearse. Después de conjurarse en los prolegómenos al entonar el himno portugués de viva voz tras un fallo en la megafonía, el centro tercera línea Girao empató el choque con otro golpe de castigo (3-3, minuto 8).

A partir de ese momento, el campeón de la liga portuguesa osciló entre la rocosidad de sus líneas, impermeables para el Quesos, y fallos en los placajes que llevaron a una sucesión de golpes de castigo. Griffiths desaprovechó una buena ocasión y. minutos más tarde, un potente maul del VRAC prologó una internada de Sergio Fernández abortada con contundencia por el pilier Musolo.

Los vallisoletanos se rompieron defensivamente en el minuto 17 en un fallo que acabó con un ensayo de Foro, un rayo en la línea de marca. El CDUL no transformó (3-8, minuto 17).

Como el VRAC Quesos Entrepinares vivía de golpes de castigo, Griffiths acortó de nuevo distancias (6-8, m.21) tras un placaje retardado.

El Universitario de Lisboa aprovechó los minutos de más acoso sobre la línea de marca del Quesos para anotar un drop por medio de Nuno Penha (6-11, m.30). Las acometidas finales del VRAC en la primera parte no llegaron a buen puerto.

Tras el descanso, los portugueses apretaron el acelerador. Un drop del zaguero Murray aumentó la renta visitante hasta los ocho puntos (6-14, m.44) y Girao encarriló el marcador con un ensayo y posterior transformación que disparó al CDUL (6-21, m.56).

El Quesos se picó en su orgullo. La reacción no esperó. Pedro Martín rompió la línea defensiva y permitió que Francisco Blanco lograra el primer ensayo del Quesos en el choque con la posterior transformación de Griffiths (13-21, m.58).

El partido alborotado pudo favorecer al VRAC, aunque el cuadro lisboeta supo sacar petróleo en un golpe de castigo que transformó el omnipresente Girao (13-24, m.70)

Una agresión del sobreexcitado Filo dejó al CDUL en inferioridad en el 72. El choque se embraveció en el tramo final con mucho juego subterráneo. Los lusos controlaron la situación y se llevaron la Copa Ibérica sin mucho apuro. Para el VRAC Quesos Entrepinares, a la tercera tampoco fue la vencida.

Fotos

Vídeos