Los poetas de la tierra reflexionan sobre la esencia misma de su arte

Carlos Contreras, Fernando del Val y Fermín Herrero reivindican el libro de papel

VIRGINIA T. FERNÁNDEZVALLADOLID
Del Val, Herrero y Combrarros. / HENAR SASTRE/
Del Val, Herrero y Combrarros. / HENAR SASTRE

Metapoesía. Dos generaciones de poetas castellanos frente a la espinosa y eterna pregunta: ¿Qué es poesía? Fue el eje en torno al cual giró ayer el encuentro 'En el principio fue la poesía', organizado por la Feria del Libro y el Instituto Castellano y Leonés de la Lengua y moderado por el periodista vallisoletano César Combarros.

Los poetas Carlos Contreras (Burgos, 1980), Fermín Herrero (Ausejo de la Sierra, Soria, 1963), colaborador de El Norte de Castilla, y Fernando del Val (Valladolid, 1978) departieron sobre los entresijos del porqué les asedia desde siempre la necesidad de escribir. «Ningún poeta sabemos qué es la poesía porque escribimos precisamente para intentar averiguarlo», reflexionaba frente a los periodistas Herrero, autor de 'Tempero', su último poemario que le valió el año pasado el Premio de Poesía Ciudad de Valencia 'Alfonso el magnánimo'. Del Val corroboró la necesidad de profundización teórica. El mismo acto reflexión, buscar comprender, aunque nunca se llegue a una respuesta unívoca, es para ellos el motor de la escritura. «La poesía sería lo contrario a la televisión, sin masticar, sin obviedades, donde las imágenes no son visuales», aseguró el autor de 'Lenguas de hielo' (2012). Respecto al libro electrónico, Fermín Herrero duda del fundamento de los nuevos formatos (modas «cachivaches digitales a los que sucederán otros», en palabras de Del Val) aunque pronostica la pervivencia de la poesía, que siempre ha gozado de «una mala salud de hierro»: «La poesía va a escapar al agujero negro de Internet», augura Herrero, quien, a pesar de todo, reconoce que nunca se ha leído tanta poesía en España como ahora.