Un acuerdo con Ciudadanos y la concejala no adscrita desbloquea los presupuestos en Zamora

El alcalde de Zamora, Francisco Guarido, en el centro, junto a los concejales Laura Rivera, Miguel Ángel Viñas, Antidio Fagúndez, Francisco Requejo y Cruz Lucas. EL NORTE/
El alcalde de Zamora, Francisco Guarido, en el centro, junto a los concejales Laura Rivera, Miguel Ángel Viñas, Antidio Fagúndez, Francisco Requejo y Cruz Lucas. EL NORTE

Tendrá un montante de 1,2 millones de euros e incluye nuevas inversiones y la bajada del IBI en 2019

ALICIA PÉREZZAMORA

El equipo de Gobierno en el Ayuntamiento de Zamora ha alcanzado un acuerdo presupuestario con el grupo de Ciudadanos y la concejala no adscrita para la aprobación del presupuesto de 2018 en el pleno que se convocará para el 15 de enero.

El acuerdo tiene una valoración económica de 1.230.000 euros e incluye el incremento de 240.000 euros en las partidas presupuestarias del proyecto que fue rechazado en pleno el 22 de diciembre y una modificación de la ordenanza fiscal del IBI que supondrá la bajada del gravamen aplicable en 2019 desde el 0,501% actual al 0,481%.

Esta rebaja tendrá una repercusión máxima en la recaudación municipal de 550.000 euros para el IBI urbano y de 15.000 euros para el de rústica.

Entre el resto de los compromisos alcanzados para este año y plasmados en el documento de acuerdo suscrito por los portavoces de los grupos de IU, Miguel Ángel Viñas; del PSOE, Antidio Fagúndez; de Ciudadanos, Francisco Requejo, y la concejala no adscrita, Cruz Lucas, figura el refuerzo de la Concejalía de Turismo con la contratación de un técnico superior para la Oficina de Turismo.

También se incluye un acuerdo con las asociaciones de hostelería para la solicitud de Capital Nacional de la Gastronomía en 2019, así como el incremento de las ayudas económicas e incentivos fiscales a los emprendedores y la mejora y promoción de los dos polígonos industriales.

La mejora del parque de los Tres Árboles, la acometida de un plan de mantenimiento de la ciudad que atienda los desperfectos del mobiliario urbano a través de los planes de empleo, la instalación de paneles informativos a disposición de los vecinos en los barrios y un catálogo de muros para grafitis urbanos son otras de las medidas.

También la mejora de los accesos entre San Lázaro y San José Obrero con el Bosque de Valorio, la revitalización de la calle San Torcuato con la sustitución del alumbrado a cargo de los proyectos de inversiones sostenibles y la futura sustitución del pavimento entre la plaza de Alemania y la calle del Riego.

Los portavoces de los grupos municipales que han ratificado el acuerdo, todos a excepción del Grupo Popular, han destacado «la voluntad de entendimiento y el compromiso con el desarrollo de la ciudad» que aseguran que se ven plasmados en los presupuestos.

El alcalde de Zamora, Francisco Guarido, ha destacado la rapidez en llegar al acuerdo, «fruto de la voluntad de los grupos y la estabilidad que proporciona en la gestión municipal para el presente año».

Ha asegurado además que sería bueno que se repitiera también para el próximo ejercicio porque supondría llegar a las elecciones de 2019 con un gobierno «en minoría pero estable en base a los acuerdo con otros grupos».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos