Caja Rural de Zamora pone en marcha ayudas financieras para agricultores y ganaderos por la sequía

  • Destinará entre 90 y 100 millones de euros para «aminorar las dificultades» de los profesionales del campo

Caja Rural de Zamora ha puesto en marcha ayudas financieras de emergencia para agricultores y ganaderos por la situación de sequía. La entidad destinará entre 90 y 100 millones de euros a dos tipos de medidas, por un lado, para darle una carencia de dos años a todos los préstamos de agricultores y ganaderos que estén en vigor y venzan este año.

Por otro lado, pondrá a disposición de los profesionales que tengan hecha la PAC con la Caja préstamos de 400 euros por hectárea de secano, de 800 euros por hectárea de regadío, de 40 euros por cabeza de ganado ovino y caprino y de 100 euros por cabeza de vacuno. Los interesados tienen que firmar una operación financiera de préstamo a cinco años, los dos primeros de carencia al 0% y los tres últimos de amortización al 1,25% de interés y sin ninguna otra comisión.

En este sentido, hay que destacar que la entidad hace la PAC del 47% de los profesionales de la provincia de Zamora, lo que supone alrededor de 5.000 agricultores y ganaderos.

El presidente de Caja Rural de Zamora, Nicanor Santos, explicó que con esta iniciativa, la entidad demuestra "su firme intención de continuar apoyando a los sectores productivos de Zamora y en particular, al sector agrario y ganadero".

Por su parte, el director general, Cipriano García, aseguró que los profesionales del campo están vislumbrando que 2017 va a ser un año complejo. "Vamos a poner una serie de ayudas y posibilidades que aminoren las dificultades que va a conllevar para la renta de los agricultores y los ganaderos", aseguró Cipriano García, consciente de que estas ayudas no resolverán su situación pero que, al menos, "la aportación que han hecho en sus campos no les sea un lastre en la continuidad de su vida cotidiana".

Estas líneas de ayudas se han puesto en marcha después de que Caja Rural haya tenido conocimiento de que existe esta preocupación e inquietud en las zonas rurales por la situación de sequía. "Hemos intentado poner en marcha cuanto antes un dispositivo para transmitirle tranquilidad a nuestros socios y clientes en la medida razonable que aportamos", destacó el director general. "La Caja está, entre otras cosas, para esto, para que sus problemáticas se resuelvan lo mejor posible", incidió.