ç

El juez cierra sin resultados el caso de la niña encontrada muerta en Zamora

  • Atribuye como causa del fallecimiento a un accidente

El juez que investigaba la muerte de una menor de edad en Zamora, y cuyo cuerpo fue encontrado en mitad de la calle, ha tomada la decisión de cerrar el caso, ya que no ha encontrado indicios de criminalidad después de las investigaciones policiales.

En un auto conocido este miércoles, el magistrado Mariano Jesús Mateo Zabala, titular del juzgado número uno de instrucción, señala que «tras la discreta y minuciosa investigación llevada a cabo por los agentes en relación con todas las circunstancias de personas, tiempo y lugar concernientes a los hechos investigados, no se han obtenido indicios de criminalidad». A mayor abundamiento, el instructor insiste en que el «informe médico forense» tampoco ofrece claves que permitan inferir que se ha producido un acto criminal.

«Siendo ello asi y en la medida en que no existen indicios -prosigue el escrito de sobresimiento-, racionales de haberse perpetrado delito alguno, debe concluirse que el fallecimiento se produjo como consecuencia de un desafortunado accidente cuyas concretas circunstancias deberían quedar reservadas al más estricto ámbito familiar, por respeto a los integrantes del mismo.» Por todo ello, el juez Mateo acuerda el «el sobreseimiento libre de las actuaciones».