La Semana Renacentista de Medina genera un impacto económico de cinco millones

Bailarinas en la Feria Renacentista de Medina del Campo, Valladolid / Fran Jiménez

El gasto medio diario por visitante es de 61,48 euros y el incremento de las ventas, del 12%

Patricia González
PATRICIA GONZÁLEZ

Hace cinco años, el Ayuntamiento de Medina del Campo decidió apostar por un proyecto guardado hasta el momento en un cajón, en el que bajo el paraguas de la historia de la localidad los ciudadanos participaban de manera activa en multitud de actividades. El primer paso fue contextualizar una feria que hasta entonces organizaba una empresa privada y a partir de ese punto, Imperiales y Comuneros fue cogiendo forma gracias a la gestión directa del Ayuntamiento. Se crearon mesas de trabajo y fueron los propios vecinos y los colectivos implicados los que, poco a poco, proponían nuevas recreaciones, actividades, siempre vinculadas a los capítulos más destacables de la época dorada de la villa de las ferias. Ahora, la feria Renacentistas Imperiales y Comuneros y la denominada Semana Renacentista se ha convertido en la fiesta en materia de recreaciones históricas más grande de toda la provincia, con más de 4.000 figurantes y un flujo de visitantes que ronda los 100.000.

En cifras

Edades de los visitantes:
30-50 años es la horquilla de edades de los visitantes que se acercan estos días a Medina, según el estudio elaborado por la Universidad Europea Miguel de Cervantes (UEMC). El 48% viaja en familia.
Cómo conocieron el evento:
42% de los visitantes se enteraron de los actos de la semana y de la feria a través de familiares y amigos.
El mercado:
250 puestos forman las paradas del mercado renacentista. Según los comerciantes, esto supone una competencia desleal para sus establecimientos, por lo que la zona comercial de Medina quedará este año despejada de puestos.

Hasta este momento estos eran los datos reales y contrastados con los que se contaban, pero gracias al estudio puesto en marcha el pasado año por el Grupo de Investigación en Gestión Cultural de la Universidad Europea Miguel de Cervantes (UEMC), del que forman parte Carlos Belloso Martín, Yolanda Fernández Ramos, Pilar Cabezas Pascual, Luis Ángel Díaz Martín, Ana Isabel Macón Gutiérrez y Sheila Olivares Allende, los vecinos podrán conocer de primera mano los datos económicos de este evento.

Para obtener la radiografía en términos económicos de lo que supone este evento, el grupo de investigación, con la ayuda del área de Desarrollo Local del Ayuntamiento, realizaron en la pasada edición de la Semana y de la Feria Renacentista un total de 405 encuestas a visitantes y turistas, comerciantes locales, artesanos del mercado y los miembros de las Asociaciones medinenses de las que se extrajo que el gasto medio por visitante al día es de 61,48 euros, por lo que el impacto económico total que se originó la pasada edición en el municipio alcanzó los cinco millones de euros.

Además de esta cantidad, que supera con creces los datos que hasta el momento barajaba el Ayuntamiento –unos 30 euros diarios y cerca de dos millones de euros– entorno al 10% de los comerciantes encuestados manifestaron que durante esta semana de agosto tuvieron que ampliar su plantilla para poder atender a la clientela. Los sectores que realizaron un mayor número de contrataciones fueron los de la hostelería y la restauración. Y estos mismo sectores fueron los que mayor beneficio obtuvieron en sus ventas, que escalaron en siete días 12 puntos porcentuales, que supusieron una facturación diaria cercana a los 500 euros.

Este año la Asociación de Hostelería de Medina del Campo ha decidido poner en marcha la iniciativa denominada ‘corretapas’, en la que se ofertarán tapas y bebidas a un precio reducido. Asimismo, hay que puntualizar que muchos de los hoteles de la localidad ya han colgado el cartel de completos desde hace meses y que ya son muchos los interesados en acudir a este evento que buscan otras opciones hoteleras por el alfoz, por lo que la feria no solo deja beneficios en la propia ciudad sino que también amplía su radio a otros pueblos.

El sector del comercio considera que la Feria Imperiales y Comuneros mejoró el pasado año respecto a las ediciones anteriores (un 82,5% de los encuestados) y un 78% de los encuestados opinó que la localidad ha experimentado cambios positivos gracias a este proyecto. Asimismo, apuntaron a varios cambios como que «hay que hacer algunas mejoras referentes al traslado de actividades a los barrios periféricos y dar mayor visibilidad a los escaparates cercanos al mercado».

El área de Desarrollo Local trabaja de manera incesante en conseguir la implicación de los comerciantes en esta feria, por lo que ha decidido organizar este año un concurso de escaparates renacentistas y despejar en la medida de las posibilidades la zona comercial del municipio, ya que algunos propietarios opinan que la feria es competencia desleal.

Perfil

Además de los datos económicos las encuestas también han servido para tener un perfil de los visitantes, datos relevantes a la hora de poder plantear nuevas estrategias para seguir potenciando y mejorando Imperiales y Comuneros. El 91% de los encuestados aseguró desplazarse hasta la localidad en sus propios vehículos por lo que solo el 9% lo hace por otros medios. Del grueso de los turistas, el 42% son vecinos de la provincia de Valladolid, frente a un 15% que proceden de las otras zonas de Castilla y León. El otro 42% de los visitantes son de todas las Comunidades Autónomas y solo el 1% procedían de Francia y Portugal.

El 51% de los encuestados fueron mujeres con edades entre los 30 y los 50 años frente al 49% que representaron los hombres.

En cuanto al número de veces que habían visitado la Semana y la Feria Renacentista, el 60% de los encuestados reconoció que era su primera experiencia en la villa de las ferias y que conocieron las recreaciones y las actividades programadas gracias al boca a oreja de amigos y familiares (un 42%). El 49% de los encuestados reconoció que la celebración de la Semana Renacentista fue su principal motivación a la hora de visitar el municipio y tan solo el 36% consideró la visita al resto de los monumentos como un complemento a las jornadas festivas. Tanto medineses como los visitantes consideraron que el ambiente festivo es la principal motivación para participar en la fiesta. Todos ellos destacaron el ambiente del mercado, formado por 250 paradas y destacaron la recreación de la Quema de Medina como la más representativa. Asimismo, la encuesta deja ver que los visitantes tuvieron un buen nivel de atención (61%), consideraron que la información era aceptable (48%), y un 49% consideró que la programación ofrecida fue bastante buena en un rango entre buena, aceptable o mala.

Fotos

Vídeos