Los pediatras y tutores de la niña muerta en Valladolid por abusos declaran en calidad de testigos

La letrada Isabel Palomino (izquierda) y Concha Menayo, presidenta de Adavasymt (derecha), el pasado 20 de septiembre en el arranque de las declaracioens para esclarecer el caso. / Ricardo Otazo

La pasada semana el juzgado reconoció la potestad del padre biológico de Sara de ejercer como acusación particular en el proceso

EL NORTEVALLADOLID

El Juzgado de Instrucción número 6 ha citado a declarar este lunes, 2 de octubre a partir de las 10.00 horas, a los pediatras y tutores de Sara, la niña de 4 años muerta en Valladolid a primeros de agosto a causa, presuntamente, de malos tratos y abusos sexuales, para que declaren en calidad de testigos, dentro de las diligencias instruidas y que siguen bajo secreto de sumario.

Noticias relacionadas

La última testifical la protagonizaron el pasado día 20 de septiembre los tíos de la niña, que han solicitado personarse en la causa como acusación particular, representados por la Asociación de Asistencia a Víctimas de Agresiones Sexuales (Adavasymt), y que se encuentran «dolidos» porque, según denunciaron, no se hizo todo lo posible.

La pasada semana, el juzgado reconoció la potestad del padre biológico de Sara de ejercer como acusación particular en el proceso. Así se lo comunicó el instructor a la Asociación de Asistencia a Víctimas de Agresiones Sexuales de Valladolid (Adavasymt), cuyos servicios jurídicos representarán al progenitor, si bien el colectivo permanece aún a la espera de la decisión del juez sobre si éste podrá también ejercer como parte acusadora en nombre de los tíos de la niña fallecida, según informaron a Europa Press fuentes jurídicas.

Además, esta misma semana acordó ratificar la fianza de 2.000 euros exigida a la Asociación Clara Campoamor para figurar en la causa como acusación popular, por lo que el colectivo que preside Blanca Estrella anunció su propósito de recurrir en apelación ante la Audiencia de Valladolid al objeto de verse exonerado de depositar dicha cantidad.

La madre de la víctima, Davinia M.G, natural de Pedrajas de San Esteban (Valladolid), y el novio de ésta, Roberto H, de Medina del Campo, permanecen en prisión por su presunta implicación en la muerte de la menor, que ingresó el pasado día 2 de agosto en situación de muerte cerebral, que se produjo finalmente al día siguiente.

Fotos

Vídeos