Palazuelo alerta sobre el estado de la torre de la iglesia

Torre de la iglesia en la que se aprecian las numerosas grietas.
Torre de la iglesia en la que se aprecian las numerosas grietas. / M. G. M.

El Ayuntamiento solicita ayuda a la Diputación y al Arzobispado tras producirse nuevos desprendimientos

M. G. MARBÁNPalazuelo de Vedija

La torre de la iglesia de Palazuelo de Vedija lanza un nuevo aviso sobre su avanzado estado de deterioro. El pasado 7 de septiembre varios trozos de piedra aparecieron en el suelo, junto al basamento de la torre, lo que hizo saltar todas las alarmas en el Ayuntamiento. De tal forma que al día siguiente se convocó un pleno extraordinario y urgente en el que, por unanimidad de todos los grupos políticos, se aprobó solicitar al Arzobispado y a la Diputación de Valladolid una intervención urgente sobre la construcción «antes de que sea tarde».

El alcalde de la localidad, Salvador Fernández, recordó que lleva 14 años alertando, de forma reiterada, sobre el mal estado de la torre desde que se empezaron a apreciar dos pequeñas grietas que, con el tiempo, alcanzan ya los nueve metros de longitud, con cuatro centímetros de anchura en algunos puntos, a la vez que «se observa una gran cantidad de piedras de sillería rotas por la mitad con fisuras en las que cabe una mano», según explica Fernández. La opinión de distintos arquitectos consultados, incluido el municipal, es que se tiene que llevar a cabo una intervención de urgencia con el cosido de las piedras, vaciar la tierra que rellena gran parte de la torre, retirar la escultura de un Corazón de Jesús con 3.000 kilos de peso, así como la pesada estructura de vigas de hormigón con bovedillas de cemento sobre la que reposa en lo alto de la torre.

La Diputación de Valladolid concedió en el mes de julio 800 euros, dentro de las ayudas a Ayuntamientos para el arreglo de las iglesias y ermitas de la provincia, con el fin de poner testigos para observar cómo evolucionaba su estado.

El alcalde considera que «dada la situación de gravedad, esta ayuda es de risa», más si se tiene en cuenta «el peligro que supone el mal estado de la torre para los vecinos que transitan por el callejón que existe a sus pies o los que viven en la casa que existe a escasos metros».

El inmueble

La iglesia de Nuestra Señora de Barruelo es un edificio cuyo origen es del siglo XVI, pero reedificado casi completamente a finales del siglo XVIII y principios del XIX. A los pies se eleva la torre, que presenta un basamento de piedra y un cuerpo de ladrillo, que en los años 70 fue reconstruido por derrumbamiento del anterior, momento en el que se colocó en la parte superior del cuerpo de piedra un cincho de hierro, con tirantes en el interior, con el fin de consolidar la torre para que no fuese a más la separación de las piedras de la cornisa o la caída de las dovelas de dos de las ventanas, que aún se observan hoy.

Ahora, el alcalde teme que pueda verse seriamente afectada la única iglesia que conserva este municipio terracampino que, en otros tiempos, tuvo hasta seis templos, según sus propias palabras. Por eso pide a los responsables de la Diputación y del Arzobispado de Valladolid que «recapaciten y actúen antes de que sea demasiado tarde».

Fotos

Vídeos