El Norte de Castilla

Fiestas de Valladolid

«La música raíz vale para todo el mundo y divierte mucho»

El grupo segoviano da un concierto frente al Teatro Juan Bravo.
El grupo segoviano da un concierto frente al Teatro Juan Bravo. / El Norte
  • Fernando Ortiz y el resto de integrantes del Nuevo Mester de Juglaría son los encargados de clausurar por todo lo alto los conciertos de la Plaza Mayor de estas fiestas 2016

Cualquiera diría que, después de casi medio siglo sobre los escenarios, quedaría algo por hacer. Pero, en efecto, así es. Al menos en lo que respecta al segoviano Nuevo Mester de Juglaría, a cuyos integrantes los más de 1.500 conciertos que llevan a sus espaldas les saben a poco. Este domingo 11 de septiembre, a las 20 horas, realizarán un repaso de todos sus discos en una actuación que tendrá lugar en la Plaza Mayor. En ella, no solo se reunirán con los más veteranos, sino también con el público joven. Estos seguidores, según explica Fernando Ortiz, violín del conjunto, se sienten igual de atraídos por la música raíz. Un género que, para él, conserva ese patrimonio intangible común a todos los castellanos y leoneses.

– Se encuentran realizando su gira número 47 y, además, interpretan música tradicional. Después de tantos años, ¿es difícil seguir sorprendiendo al público?

Nosotros lo intentamos y parece ser que sí lo conseguimos porque es cierto que, sin ningún tipo de pretensión, los recintos se siguen llenando y la gente continúa aceptando magníficamente nuestra propuesta.

– ¿Tienen pensado hacer algo por el 50º aniversario?

Hombre, todavía falta. Nosotros miramos el tiempo de día en día, casi, porque han sido muchos años y no conviene tentar al destino. Evidentemente, si el grupo llega con salud y energía, alguna habría que montar.

– Un total de 26 discos, dos libros, 47 temporadas ininterrumpidas y más de 1.500 conciertos. ¿Les queda algo por hacer después de todo eso?

El día que pensemos que no queda nada por hacer, no continuaremos con la trayectoria. Siempre queda algo por hacer.

– ¿Están trabajando actualmente en algún proyecto que todavía no haya salido a la luz?

Estamos preparando un disco que saldrá en el mes de marzo, pero no puedo dar más pistas.

– ¿Ni siquiera un pequeño adelanto?

Versará sobre un tema de un oficio tradicional.

– En su página web indican que «el lío que tiene el país» acaba repercutiendo «en la música, en general, y en la música raíz, en particular». ¿Podría explicar con un poco más de profundidad a qué se refieren?

Con 'el lío' nos referimos a la situación en la que vivimos todos desde hace algunos años, motivada por la crisis. Ha hecho pupa en el mundo de la música –como en todos– y, en este espacio musical, la vertiente tradicional ha sido un poco la Cenicienta. En cuanto a programación, a difusión en medios, etcétera, parece que siempre se pensaba en lo demás y, luego, se hacía un pequeño hueco para la tradicional. Esa proporción nos ha resultado perjudicial, pero a todos, al conjunto de personas que nos dedicamos a este género. Pero bueno, el público nunca ha renegado y eso es lo más importante.

– ¿Cuál es el principal problema al que se enfrenta la música raíz?

Quizás la falta de canales de difusión. Que alguien me diga de algún programa especializado en música tradicional en las radios o en las televisiones. Salvo en la autonómica, en 'prime time' a las 4 de la mañana (se ríe), es muy difícil encontrarlo.

– En este tiempo, ¿han visto alguna evolución en el público que les sigue? ¿La gente joven se interesa por este tipo de música?

Sí, hay bastante. Y, además, hay otra que va muy escéptica; que, cuando nos escucha y nos ve, se siente sorprendida y, a la media hora, ya está participando. La verdad es que es una música que vale para todo el mundo y quien va a escucharla sin prejuicios se divierte mucho.

– ¿Qué importancia creen que tiene esta música?

La que cada uno le quiera dar. Yo creo que hay una importancia objetiva: es un patrimonio inmaterial que, gracias al trabajo de mucha gente, se va conservando. Si no, se hubiera perdido. A eso se le puede dar la importancia que cada uno considere oportuno. Para nosotros, evidentemente, es un patrimonio importante. Y mucho, además.

– ¿Qué van a ver los vallisoletanos en la actuación del domingo 11?

Vamos a hacer un resumen del Mester porque hace mucho que no estamos en la Plaza Mayor, por lo que vamos a dar un paseo desde los primeros discos hasta los últimos. También vamos a incorporarnos al 125 aniversario del nacimiento de Agapito Marazuela con unas cuantas canciones de su repertorio y, naturalmente, hacer un guiño a la Peña de los comuneros, que es quien organiza este concierto.

– ¿Hace cuántos años que no actúan en Valladolid?

En Valladolid capital, hace ya baste tiempo que no actuamos. La última ocasión fue hace dos años. Estuvimos tocando delante del edificio de las Cortes de Castilla y León porque no fuimos a Villalar y nos llamaron para ir allí el día 26.

– ¿Y cómo es el público de Valladolid?

Valladolid es una plaza básica y fundamental. Además, le tenemos un especial afecto a la ciudad y creo que la ciudad a nosotros.