Los bomberos de la Diputación intervienen por inundaciones en cinco carreteras de la provincia

Imagen de uno de los cortes en la carretera que va a Rodilana. D.P.V.

La empresa de mantenimiento ha tenido que achicar agua en Valdestillas, Nava del Rey, Pozal de Gallinas, Gómeznarro

Jorge Moreno y Patricia González
JORGE MORENO Y PATRICIA GONZÁLEZVALLADOLID

Los bomberos de la Diputación Provincial y personal encargado del mantenimiento de carreteras han tenido que intervenir a lo largo de la noche y mañana de este sábado para achicar el agua caída esta madrugada en varios puntos de la provincia.

Galería

Conductores alertaron al Servicio de Emergencias 112 de estas incidencias en al menos cinco de las carreteras que son competencia de la institución provincial. Se trata de la VP 9004 a su paso por el término de Valdestillas, en donde los grandes charcos interrumpieron el paso de los turismos.

También se produjeron intervenciones con retroexcavadoras para desviar el agua en el kilómetro 20 de la VA 2302 de Medina del Campo a Nava del Rey. Las intervenciones por las precipitaciones caídas, en algún caso como en el término de La Seca de hasta 40 litros por metro cuadrado, o en la zona de Medina y Pozal de Gallinas entre 32 y 36 litros, obligaron a señalizar los puntos interrumpiéndose la circulación. Una labor que llevó a cabo tanto la Guardia Civil como al Servicio de Mantenimiento que gestiona la empresa Hermanos González.

La Guardia Civil ha informado que las intensas precipitaciones también abarcaron vías como la CL 602, que trascurre entre Cuéllar y Toro, donde se han tenido que limpiar arquetas que quedaron obstruidas en la zona de Olmedo. Rodilana y La Zarza ha sido otros puntos de intervención. Al mediodía del sñabado en algunos de ellos la circulación quedó restrablecida, aunque se recordó por parte de Tráfico del riesgo de lluvias que se podían producir de nuevo en las próximas horas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos