El Ayuntamiento de Laguna quiere que se garantice la seguridad de una gasolinera abandonada

Estado en el que se encuentra la gasolinera, ubicada frente a la urbanización Bosque Real. /J. N.
Estado en el que se encuentra la gasolinera, ubicada frente a la urbanización Bosque Real. / J. N.

El consistorio ha abierto expediente a la instalación que se encuentra sin vallar

Jesús Nieto
JESÚS NIETO

El Ayuntamiento de Laguna de Duero ha abierto un expediente a la propiedad de la estación de servicio que cesó su actividad en diciembre de 2012 para que garantice la seguridad y salubridad de la instalación, que actualmente se encuentra sin vallar y accesible para vehículos y personas.

IU-Laguna en Marcha denunció el pasado mes de mayo ante el Ayuntamiento y la Junta de Castilla y León el estado de abandono en que se encuentra la gasolinera de Cepsa situada en la zona comprendida entre la N-601, la vía de servicio N-601 y el río Duero, frente la urbanización Bosque Real. «El estado deplorable se agrava con que es accesible a las personas y a los vehículos y en su entorno hay evidentes peligros de accidentes», apuntan desde la formación política.

El concejal de IU-Laguna en Marcha, Jesús Salamanca, solicitó al Ayuntamiento que se pidiera un informe a la empresa en el que indique en qué situación se encuentra y si se habían cumplido con las leyes para la descontaminación de los depósitos de combustible tales como la Ley 4/2015 de prevención y corrección de la contaminación del suelo o el Real Decreto 9/2005 que hacen referencia a estas situaciones.

Salamanca insistió en que se requiriera a la empresa para saber en qué situación está la gasolinera, «pues como se comentó en la Comisión de Urbanismo puede que los depósitos contengan gases que se puedan formar en el depósito o que puedan tener combustible».

IU-Laguna en Marcha hizo extensiva la denuncia a la Delegación Territorial de Industria y al Seprona, que les ha respondido que el problema es competencia municipal. Por su parte, los servicios técnicos del Ayuntamiento han realizado una inspección del lugar e iniciado posteriormente un expediente instando a la propiedad a mantener la instalación en las debidas condiciones de seguridad y salubridad, vallando el terreno para impedir el acceso.

El portavoz de IU-Laguna en Marcha ha vuelto a denunciarlo ante la Junta de Castilla y León, ya que el cambio en la normativa con el nuevo Real Decreto 706/2017, de 7 de julio de 2017, por el que se aprueba la instrucción técnica complementaria MI-IP 04 ‘Instalaciones para suministro a vehículos’ y se regulan determinados aspectos de la reglamentación de instalaciones petrolíferas, publicado en el BOE el 2 de agosto de 2017, «establece, de manera todavía más clara que en la normativa anterior, la obligación del titular de la instalación (gasolinera) de desgasificar los tanques, seguir pasando las revisiones y comunicar a las comunidades autónomas el desmantelamiento de la instalación cuando esta se produzca».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos