El Ayuntamiento de Irún se interesa por el funcionamiento de los vehículos eléctricos de Auvasa

El alcalde de Irún, José Antonio Santano, conversa con el gerente de Auvasa, Andrés Bernabé, y el concejal Luis Vélez. /EL NORTE
El alcalde de Irún, José Antonio Santano, conversa con el gerente de Auvasa, Andrés Bernabé, y el concejal Luis Vélez. / EL NORTE

El alcalde guipuzcoano, junto a la edil de Movilidad, visitan las cocheras y realizan un recorrido en un bús de la línea 7

Jorge Moreno
JORGE MORENOVALLADOLID

El concejal de Seguridad y Movilidad, Luis Vélez, se convirtió ayer en el anfitrión del alcalde de Irún, José Antonio Santano, durante la visita que realizaron miembros de la corporación guipuzcoana a las instalaciones de Autobuses Urbanos de Valladolid S. A. (Auvasa), para conocer el funcionamiento de los cinco vehículos eléctricos que ya tiene la capital en servicio.

La visita había sido solicitada por el regidor socialista, cuyo municipio de 61.000 habitantes pretende impulsar el transporte no contaminante dentro de Irún. El alcalde, acompañado de la edil de Movilidad, recibió las explicaciones técnicas de los nuevos vehículos, que funcionan al cien por cien en modo eléctrico para los recorridos de la línea 7, que hace el trayecto entre los barrios de Arturo Eyries y Belén.

Vélez explicó que solamente dos de los autobuses han sido cofinanciados con fondos europeos del proyecto Remourban, así como las dos torres de recarga que están situadas en las cabeceras de salida y llegada de esta línea. En concreto en la plaza de Uruguay y en la calle Doce de Octubre, donde se recargan con una potencia de 150 kVa (kilo voltios amperios).

Los cargos municipales vascos realizaron posteriormente un recorrido por la capital vallisoletana en el interior de uno de los autobuses de la marca Vectia.

Modernizar la flota por las emisiones

Aunque el servicio municipal de transporte está gestionado en Irún por una empresa privada (Auif S. A.), la Corporación, que gobierna con el apoyo del PNV, tiene intención de solicitar las ayudas europeas para poder comprar alguno de estos autobuses eléctricos. El consistorio iruñés estudia su adquisición mediante un sistema de ‘renting’.

Con anterioridad a la visita a las cocheras de Auvasa en el polígono de Argales, el alcalde José Antonio Santano se reunió con los técnicos de la Agencia Municipal de Innovación y Desarrollo Económico, que explicaron cuáles son los requisitos para solicitar las ayudas y que criterios habría que cumplir.

En el caso del Ayuntamiento de Valladolid, solo dos de los vehículos recibieron fondos europeos, además de los pantógrafos de recarga eléctrica. El coste abonado por la UE de cada autobús ha sido de alrededor de 375.000 euros, y de las dos torres 425.0000.

El Ayuntamiento de Irún tiene intención de sacar a licitación los nuevos vehículos eléctricos para incorporarlos a su flota, compuesta por 12 autobuses. Valladolid disponía a finales del año pasado de 150 vehículos, de los cuales 103 eran autobuses accionados por GLP, 41 por Biodiesel y 6 Híbridos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos