La multinacional holandesa C&A retrasa el cierre de sus tiendas de Valladolid a febrero de 2018

Tienda de C&A en Parquesol.
Tienda de C&A en Parquesol. / R. OTAZO
  • La empresa alcanza un acuerdo con los dueños de los locales de Arroyo de la Encomienda y Parquesol

La compañía C&A ha llegado a un acuerdo con los propietarios de los locales de sus tiendas del centro comercial de Arroyo de la Encomienda (Río Shopping) y Valladolid (Carrefour Parquesol) para retrasar el cierre que tenía previsto a lo largo de este año.

La multinacional holandesa comunicó al inicio de este año el cierre de varios de sus centros en Portugal y España, entre los que se encontraba en este último caso los dos anteriores.

Sin embargo, responsables de C&A han renegociado los contratos de alquiler de las superficies arrendadas con los propietarios de tal forma que el cierre se hará efectivo a finales de febrero de 2018. El acuerdo alcanzado ha sido bien recibido por las 30 personas que integran las plantillas de las dos tiendas, ya que supone alargar su permanencia en la empresa, algunos de los cuales llevaban 20 años.

Los propietarios de los locales son diferentes y el vencimiento de los contratos de alquiler vencían, en el caso de la tienda de Parquesol, en el mes de diciembre, y en el del centro comercial de Arroyo de la Encomienda el alquiler terminaba el próximo septiembre. En ambos casos, los arrendamientos fijados en su día, para unas superficie superiores a los 2.000 metros cuadrados, superan los 8.000 euros al mes.

El anuncio del final de la actividad comercial para estas tiendas fue recibido con preocupación y malestar por parte de algunos de los clientes, muy vinculados a los productos de esta marca holandesa. Algunos de ellos, incluso, han llegado a trasladar por escrito su queja.

Según explicaron fuentes sindicales, las condiciones económicas que se pactaron a comienzos de este año para indemnizar a los trabajadores despedidos (37 días por año trabajado con un tope de 24 mensualidades) se mantendrán también con esta ampliación del tiempo de cierre hasta febrero de 2018.

«Lo único que no se mantendrá de ese acuerdo es la prima que la empresa nos iba a dar por permanecer hasta el día de la clausura de cada tienda, que al ampliarse el tiempo del cierre desaparece», explicó una empleada.

En este caso, el acuerdo firmado con el sindicato Fetico y C&A contemplaba que la prima sería de una indemnización de 15 días para las extinciones hasta el 28 de febrero de 2017, de 30 días para las finalizaciones hasta el 31 de agosto y 45 días para aquellos centros que fueran a cerrar el 28 de febrero.