Manos Unidas despliega hoy en la provincia su campaña contra el hambre

Luis Argüello, Rosina de los Reyes, José María Borge y José María Gil, en la presentación de la campaña de Manos Unidas.
Luis Argüello, Rosina de los Reyes, José María Borge y José María Gil, en la presentación de la campaña de Manos Unidas. / HENAR SASTRE
  • Las colectas íntegras de las parroquias de Valladolid servirán para financiar seis proyectos en países en vías de desarrollo

Relojes con estilo para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

¡¡Todos a 49€!!

Hasta 70%

Moda urbana para hombre

Hasta 80%

Moda clásica para hombre, mujer e infantil

Hasta 90%

Chaquetas y abrigos de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Calzado y complementos de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Bolsos de piel made in Italy

Hasta 80%

¡Todas las botas a 21.00€! ¡No te lo pierdas!

Hasta 70%

Calzado de original diseño para mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Muebles con estilo para tu hogar

Hasta 70%

Renueva tu comedor con muebles de diseño

Hasta 70%

Calidad y diseño en ropa de hogar

Hasta 70%

Moda casual para hombre y niño

Hasta 70%

Diseño y calidad al mejor precio

Hasta 80%

Elige el cabecero que más se adapte a la decoración de tu habitación

Las mejores marcas a los mejores precios

Decora las ventanas de tu hogar con originales estores

Las mejores marcas a los mejores precios

Tus marcas favoritas en deportivas técnicas y casual

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes para hombre y mujer

Hasta 70%

Textil hogar de diseño y calidad

Las mejores marcas a los mejores precios

Marcas deportivas en relojes de pulsera

Hasta 70%

Moda clásica para hombre y mujer

Hasta 80%

Chaquetas de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Calidad y diseño en tu hogar

Las mejores marcas a los mejores precios

Moda y complementos para hombre

Hasta 70%

«El mundo no necesita más comida; lo que necesita es más gente comprometida». Es el lema elegido este año por Manos Unidas para articular la campaña solidaria que este fin de semana recaudará fondos con los que financiar los casi 600 proyectos (seis de ellos en los que Valladolid ha puesto el foco) que la ONG de la Iglesia católica desarrolla en países en vías de desarrollo.

Hoy domingo, todas las parroquias de la diócesis destinarán su colecta para los proyectos solidarios de esta entidad.

«No poder comer es la mayor de las injusticias», sentenció Luis Argüello, obispo auxiliar de la diócesis, durante la presentación de la campaña. Y subrayó que este problema tiene una doble vertiente. La primera está vinculada a «la acción política. La cosa está mal organizada, la comida mal distribuida. Debería haber más personas comprometidas para la mejor organización de la casa común», dijo.

Pero, sobre todo, incidió en el segundo plano, mucho más cercano y con ejemplos en nuestras neveras, en las despensas... incluso en los cubos de la basura. «Un tercio de nuestros alimentos acaba en la basura», dicen desde Manos Unidas. Esta afirmación encuentra su refrendo en cifras oficiales, de Naciones Unidas y del Ministerio de Agricultura. Cada vallisoletano tira a la basura más de dos kilos de comida al mes. Ocho de cada diez hogares desperdician alimentos. Lo que gastamos en casa es el 42% del desperdicio alimentario, al que habría que sumar el de las empresas de producción(39%), de distribución(5%)y los restaurantes y otros servicios (14%).

Hay que repetir las cifras:cada uno de nosotros tiramos, de media, dos kilos de comida al mes en nuestra casa. Sobre todo frutas, pan, hortalizas, jamón cocido, yogures que pensamos caducados. Es más difícil arrojar al contenedor comida ya elaborada, pero en una encuesta del ministerio, los entrevistados dicen que alguna vez han tirado las sobras, por ejemplo, de lentejas (13,7%) o ensalada (11,7%).

Este llamamiento de Manos Unidas se une al que hace un par de meses lanzó el Banco de Alimentos en el mismo sentido.Hay que racionar mejor la comida y evitar su desperdicio. «Sobre todo, cuando hay 800 millones de personas que siguen pasando hambre en el mundo», dijo Argüello. La labor de Manos Unidas, fundación creada en el año 1960, persigue rebajar estas cifras.

José María Gil, consiliario de Manos Unidas en Valladolid, recordó que el gran capital de esta ONG son sus voluntarios, con cerca de 700 personas implicadas (en la capital y el medio rural) a través de las diferentes parroquias. «En su mayoría son mujeres, que promueven y organizan actividades para recaudar fondos e implicar a colegios, ayuntamientos, asociaciones...», explicó Gil. José María Borge, presidente de la entidad en Valladolid, aseguró que «el hambre es un problema social con implicaciones éticas», contra el que hay que luchar desde el control del desperdicio, la trinchera frente a la especulación alimentaria y la apuesta por una agricultura de proximidad respetuosa con el medio ambiente. «Lo que consumimos y desperdiciamos tiene un precio que va más allá de lo monetario y económico», indicó Gil.

La campaña de Manos Unidas para este fin de semana pretende conseguir fondos (el reto es llegar a los 405.000 euros) con los que financiar, desde aquí, seis proyectos en países en vías de desarrollo. El 87,70%de las aportaciones procede de particulares (la mayoría, de las colectas, donaciones y también herencias)y el resto del sector público. El 91%de estos ingresos van directamente a los proyectos de desarrollo, con unas cuentas supervisadas por una auditoría externa.

¿A qué se destinará el dinero obtenido en Valladolid? Manos Unidas en la provincia ha seleccionado estos seis proyectos.

India. Programa sanitario en seis aldeas de Basar, en el centro del país. Hay que aportar 40.208 euros para un proyecto que atenderá a 980 mujeres y 390 niños.

India. El objetivo es conseguir 85.185 euros para un programa de concienciación y prevención contra el tráfico de mujeres, que beneficiará de forma directa a mil mujeres.

Perú. Programa para mejorar la seguridad alimentaria y nutricional de 50 familias campesinas de la región de Junín. Valladolid se ha comprometido a aportar 57.364 euros.

Haití. Desarrollo de nuevas técnicas de agroecología en la sección comunal de Tropis Palmites, con cerca de 300 familias implicadas. 98.065 euros.

Camboya. Hacen falta 89.686 euros para respaldar un modelo sostenible de reducción de residuos para la lucha contra la pobreza en Phnom Penh, con 372 beneficiarios directos.

Uganda. Se requieren 35.099 euros para la construcción de un internado femenino en una escuela secundaria rural, en el distrito de Kyenjojo. El proyecto contempla un edificio de dos dormitorios (para 64 niñas cada uno), con sala de estudios y otro edificio de letrinas y duchas.