Aspecto actual de Lauki desde el exterior.
Aspecto actual de Lauki desde el exterior.

Apoyo de los europarlamentarios españoles a los trabajadores de Lauki

  • Una delegación sindical presenta en Bruselas los «incumplimientos» de la multinacional Lactalis respecto a la venta de la fábrica vallisoletana

Europarlamentarios españoles firmaron ayer una carta de apoyo a la plantilla de Lauki en Valladolid y le han pedido a su propietaria, la multinacional francesa Lactalis, que «cumpla con lo acordado».

Tras una reunión con representantes de UGT y Comisiones Obreras, la eurodiputada socialista Iratxe García coordinó la firma de Socialistas, Populares e Izquierda Unida contra las condiciones del cierre de la planta. Así, los eurodiputados Díaz de Mera (PPE) y Paloma López (GUE) se han sumado a la firma de la carta, que «significa un claro apoyo de las instituciones europeas al acuerdo entre sindicatos y empresa, incumplido a día de hoy, por la multinacional Lactalis», según declaró la socialista en declaraciones recogidas por Europa Press.

Igualmente, García reclamará a la Comisión Europea que la UE incorpore medidas sobre la responsabilidad social de las empresas en la legislación comunitaria «para evitar que situaciones como esta puedan repetirse».

No fue la única acción del día. La delegación sindical de Castilla y León, a la que acompañaba el presidente del Consejo Económico y Social (CES) autonómico, Germán Barrios, planteó en Bruselas ante diversos organismos europeos lo que consideran incumplimientos del grupo multinacional Lactalis en el cierre de la planta de Lauki.

Según informó a Efe el secretario de Acción Sindical de CCOO de Castilla y León, Vicente Andrés, en el primer encuentro con dirigentes de la Confederación Europea de Sindicatos (CES) se arrancó el compromiso de enviar al Comité de las Regiones de la UE una carta explicando el proceso de cierre de la planta de Lauki en Valladolid y las trabas impuestas por la multinacional Lactalis, su propietaria, para su venta, una de las condiciones del acuerdo entre empresa y trabajadores.

Vicente Andrés señaló que dejaron «claro» ante la Confederación de Sindicatos que se trata de un incumplimiento por parte de Lactalis del acuerdo para el cierre y la delegación castellana y leonesa puso de manifiesto que en la operación se han aprovechado fondos europeos para deslocalizar una empresa mediante la fórmula de beneficiar a una planta en detrimento de la vallisoletana.

Cerrar una, mejorar otra

El dirigente sindical explicó que el cierre de la planta de Lauki está vinculado con la remodelación de la factoría de la misma multinacional en la provincia de Lugo llevada a cabo con fondos europeos.

Vicente Andrés aseguró que la Confederación Sindical Europea se ha comprometido a trasladar a los sindicatos franceses la actuación que ha llevado a cabo la multinacional de origen galo para propiciar el cierre de la planta de Valladolid.

La delegación castellana y leonesa también celebró un encuentro con una representación del Comité Económico y Social Europeo (CESE), con la intención de arrancar una posición de apoyo a las iniciativas que puedan conducir a la venta de la planta de Lauki a empresas del sector lácteo pero que no supongan un competencia directa para Lactalis.

El presidente del CES de Castilla y León ha trasladado al del CESE, Georges Dassis, la preocupación por el hecho de que las empresas deslocalicen sus actividades por razones que no estén vinculadas a la rentabilidad, productividad o viabilidad económica y no tengan en cuenta la pérdida de puestos de trabajo y el perjuicio a su entorno socioeconómico.