El Norte de Castilla

Enfermos sin cama y urgencias desbordadas

Enfermos en los pasillos de urgencias del Río Hortega, en fechas pasadas.
Enfermos en los pasillos de urgencias del Río Hortega, en fechas pasadas. / EL NORTE
  • El Río Hortega ha abierto una unidad de hospitalización pero sigue con problemas de ingreso

Los problemas de alta demanda asistencial lejos de contenerse, se mantienen e incluso aumentan en los hospitales de Castilla y León, especialmente en los servicios de urgencias. Las demoras asistenciales, poco habituales además en el ritmo de Atención Primaria, de los centros de salud provocan que los pacientes terminen por acudir a los complejos hospitalarios por patologías que bien podrían resolverse de forma ambulatoria. En Valladolid, aunque con problemas los dos de la capital, el Río Hortega arrastra una larga temporada de sobresaturación de sus urgencias. Los pacientes a determinados días y horas, se acumulan en los pasillos, en camillas, y esta misma mañana había hacia las 9:00 horas, dieciocho pacientes con orden de ingreso pero sin cama. Situación que reunió al equipo directivo en busca de soluciones. El consejero de Sanidad, Antonio María Sáez Aguado, explica que «los problemas son puntuales, sobre todo por la mañana hasta que se resuelven las altas que producen retrasos en los ingresos y las mismas tardan por la alta actividad de las ambulancias que tienen que trasladar a los pacientes a sus casas». El responsable sanitario destaca «que no es un problema de camas» sino más bien «de falta de espacio en los servicios de urgencias que están diseñados para situaciones estándar» y el actual «aumento de entre el 20% y el 30% de la demanda, algo que aparece puntualmente, por problemas también de coordinación con las ambulancias ofrece esa imagen de estar llenas». De todas formas, añade, «lo del colapso en las urgencias es un clásico ya en estas fechas y en toda España».