El Norte de Castilla

Un matrimonio agrede a un vigilante que les interceptó por intentar llevarse unos 30 euros en productos

  • La pareja, que supera los 60 años, huyó en un coche por la dirección prohibida del aparcamiento

Agentes de la Policía Nacional han detenido ayer a un matrimonio de 63 y 61 años de edad por un presunto delito de robo con violencia. Los hechos sucedieron la tarde del pasado martes día 15, en una empresa del Polígono San Cristóbal, cuando un vigilante de seguridad, a través de las cámaras de videovigilancia, observó a un hombre y a una mujer ocultando productos entre sus ropas.

Debido a ello, cuando estos salieron por la zona de la salida sin compra del establecimiento fueron requeridos por el personal de seguridad para que se dirijgieran a la zona de control al objeto de comprobar si, efectivamente, se llevaban productos sin abonar.

La mujer, lejos de acceder al requerimiento, optó por dirigirse a la puerta de salida del comercio siendo interceptada por un vigilante momento en el que esta la emprendió a golpes y empujones con dicho vigilante. El marido, al observar la escena, fue hacia ellos y golpeó al mismo vigilante con el carrito de la compra para posteriormente abandonar los dos precipitadamente el establecimiento en su vehículo, huyendo por la dirección prohibida del aparcamiento, a la vez que se iban deshaciendo de algunos de los artículos supuestamente sustraídos.

En la investigación posterior se ha podido comprobar que los productos que trataban de llevarse no superaban los 30 euros. El matrimonio, que carece de antecedentes policiales, fue puesto en libertad tras prestar declaración en dependencias policiales.

Estas detenciones han sido practicadas por funcionarios del Grupo Tercero de la Comisaría de Delicias en colaboración con agentes de la Brigada Provincial de Seguridad Ciudadana, ambos pertenecientes a la Comisaria Provincial de Valladolid.