El Norte de Castilla

Usuario de servicio Vallabici.
Usuario de servicio Vallabici. / G. V.

Dime cómo te mueves y te diré cuánto tardas

  • La Asamblea Cicilista de Valladolid lleva a cabo un experimento utilizando diferentes medios de transporte

La Asamblea Ciclista de Valladolid ha llevado a cabo este martes una iniciativa, enmarcada en la Semana de la Movilidad 2016, con el fin de comparar el tiempo que se tarda en un desplazamiento urbano en función de las modalidades utilizadas para el mismo.

La salida de la comparativa se ha llevado a cabo a las 9:20 desde el centro de salud de la Rondilla (c/ Cardenal Torquemada 54, Valladolid), y consistió en desplazarse a la oficina de Correos de la plaza de la Rinconada para coger un ticket simulación de realizar una gestión, y vuelta al punto de salida. La distancia mínima que recorre en este caso la participante a pie es de unos 3,5 kilómetros.

El primer participante en llegar al punto final ha sido Manu, como usuario de bicicleta, con un tiempo de 20 minutos y 05 segundos, y ningún coste directo del trayecto. Ha destacado que no había mucho tráfico y ningún incidente destacable.

Los y las participantes que han ido en patines, que han realizado el trayecto como peatones, por las aceras y cumpliendo las normas como tales usuarios, han invertido un tiempo de 20´38´´, casi a la par que la bicicleta, con costes directos del trayecto también cero, y únicamente han señalado que se han encontrado con un peatón que les ha reprochado el tener que dejarles paso.

La siguiente participante en llegar ha sido Pilar como usuaria de taxi, con un tiempo de 22´ 26´', y un coste directo del trayecto de 10,30 euros. En ambos trayectos ha solicitado el servicio de taxi a través del teléfono 'in situ'.

A continuación ha llegado Marisol, que realizaba el trayecto a pie y que ha invertido un tiempo de 34´50´´, y ha destacado del trayecto que le ha encantado realizarlo caminando, que la ciudad le ha parecido muy bonita en esta modalidad y que, incluso, le han entrado ganas de comprar unas uvas durante el camino, lo cual indica el potencial que esta modalidad tiene para el estímulo del comercio de centro, y el calor que ha generado en el trayecto que le ha permitido no tener tanto frío. Coste directo del trayecto nulo.

El siguiente participante en llegar ha sido Javier, en la modalidad de coche privado, que ha invertido un tiempo de 35´40´´, con un coste directo del trayecto de 0,35 céntimos por aparcamiento en el parking de la Plaza Mayor, y el gasto variable, según modelo de consumo de combustible (en este caso ha utilizado un coche híbrido). Ha indicado que el trayecto lo ha realizado sin problemas y que no ha tenido problemas de densidad de tráfico.

El participante que utilizaba el autobús como medio de desplazamiento, David, ha cogido la línea 2 tanto para ir como para volver, y ha invertido 39´20´´, costes directos de desplazamiento 1,4 euros por sendos billetes, y a la ida, el autobús iba con afluencia, pero a la vuelta ha indicado que venía vacío.

Por último ha llegado Jose Antonio, en modalidad de coche privado de persona con movilidad reducida (PMR), con tiempo de 40´49´´, y coste directo en este caso del consumo de combustible, al utilizar las plazas reservadas para PMR ningún coste de aparcamiento. En este caso el trayecto lo ha realizado con normalidad, ha encontrado fácilmente plaza de aparcamiento en los puntos de destino, pero se ha encontrado con que la oficina de Correos no tiene acceso para PMR a las oficinas de cara al público, teniendo que utilizar una entrada específica para tal fin por la parte trasera del edificio a la cual se accede tocando el timbre para solicitar apertura y atención por parte del personal. Ha comentado que se han demorado bastante simplemente en facilitarle un ticket de turno ya que han tenido que atenderle varias personas para tal fin.

«En definitiva, la prueba puede destacar que los medios no contaminantes son en este caso una alternativa rápida, barata, muy agradable y saludable para desplazarse por la Valladolid, incluso para trayectos de barrios a centros».