El Norte de Castilla

Domínguez García dirigirá tres años el Grupo 42 para adiestrar a pilotos

El teniente coronel Domínguez García en el acto de toma de posesión del Grupo 42. EL NORTE
El teniente coronel Domínguez García en el acto de toma de posesión del Grupo 42. EL NORTE
  • El teniente coronel ha estado destinado en el mando del Ejército del Aire francés, en Lyon

El Ministerio de Defensa ha designado al teniente coronel Miguel Ángel Domínguez García (Madrid, 1963) como nuevo jefe del Grupo 42 de las Fuerzas Aéreas españolas, que con sede en la base vallisoletana de Villanubla, se encarga del adiestramiento de pilotos especializados en transporte aéreo militar.

El nuevo jefe de la segunda unidad con que cuenta el Ejército del Aire en Valladolid (la otra es el Ala 37 encargada del mantenimiento y revisión de aeronaves) tomó ayer posesión en un acto presidido por Rafael Monteagudo, coronel jefe de la base aérea de Villanubla, y el delegado del Ministerio de Defensa en la Comunidad de Castilla y León, Tomás Alonso Marcos.

El nombramiento de Domínguez se produce tras la marcha el pasado mes de agosto de su predecesor, el teniente coronel vallisoletano Ángel González a una unidad OTAN en Holanda. El Grupo 42 se creó en 1978 y tuvo como base inicialmente el aeródromo madrileño de Getafe, pero en el 2007 se trasladó a Valladolid. El Grupo está compuesto por 24 militares, entre oficiales, suboficiales y tropa, y su cometido principal es el adiestramiento de pilotos de transporte militar.

Mediante ejercicios reales, los pilotos que salieron de la Academia General del Ejército del Aire hace años, y están destinados en otros acuartelamientos de España, acuden a Villanubla para mantener las condiciones en caso de movilización. Los planes de entrenamiento suelen constar de 30 horas de vuelo por piloto, que se distribuyen durante un mes.

Despegues, aproximaciones a un objetivo o formaciones en el aire son algunos de los ejercicios que realizan en Villanubla estos pilotos especializados en transporte de carga militar. Para ello utilizan las 24 avionetas 22 E-24C (Bonanza), que tienen una capacidad para 4 personas. Las horas de vuelo de los pilotos que llegan a Villanubla es similar a la que tienen los profesionales de aviones de caza de otros países integrados en la OTAN.

Trayecrtoria profesional

El nuevo jefe del Grupo 42 ingresó en la Academia General del Aire en 1983, y en julio de 1987 obtuvo el empleo de teniente. Un año después, logró la especialización como piloto de avión de transporte aéreo militar, siendo destinado al Ala 37 de Villanubla, donde permaneció hasta 1995.

En mayo de ese año, el Ministerio le destinó a la Academia General del Aire como profesor de navegación e instructor de vuelo. En el año 2000, tras ascender a comandante, ocupó un puesto en la Dirección de Enseñanza del Mando de Personal del Ejército del Aire, regresando en el 2003 a la base de Villanubla como jefe de Fuerzas Aéreas.

En 2006 realizó el curso de Estado Mayor en el Collége Interarmées Défense en París, siendo destinado en 2013 al CDAOA (Mando de Defensa Aérea y de Operaciones) del Ejército del Aire francés, con sede en Lyon, donde ha permanecido hasta su designación este año como nuevo jefe del Grupo 42 de Villanubla.

En el historial profesional del teniente coronel Domínguez se contabilizan 4.500 horas de vuelo en aviones como Casa 212, C-101, DHC Caribou, E24 Bonanza, Dornier 127 y E26 Pillan. También ha participado en misiones en Guinea Ecuatorial (1991-1993), y en la antigua Yugoslavia (1993-1995).