El Norte de Castilla

Un conductor ebrio golpea a otro sin carné en el túnel de la Circular

Los dos turismos implicados en el alcance registrado en el interior del túnel de la Circular.
Los dos turismos implicados en el alcance registrado en el interior del túnel de la Circular. / J. Sanz
  • Los dos implicados, que colisionaron por alcance en el carril de salida hacia San Isidro, resultaron heridos leves y fueron evacuados al Río Hortega

El túnel de la Circular fue el escenario a media tarde de ayer de un rocambolesco accidente que, además de dejar tres heridos, obligó a cortar temporalmente los dos carriles que discurren desde la plaza hacia el paseo de San Isidro. Pero lo llamativo del alcance entre los dos turismos, un golpe ordinario en apariencia, fue que uno de los conductor circulaba ebrio y que el otro lo hacía sin carné. El primero golpeó al segundo y ambos tuvieron que ser evacuados al hospital con lesiones, en principio, leves, al igual que uno de sus acompañantes.

El siniestro tuvo lugar a las 18:30 horas en el carril derecho de salida hacia el paseo de San Isidro. Los dos conductores, procedentes de la plaza, enfilaban la bajada del subterráneo cuando uno de ellos (al volante de un Fiat 500) golpeó por detrás al primero (un Renault Clio) y este acabó impactando contra el bordillo, del lado de la pared. Ambos vehículos quedaron detenidos en mitad del túnel y su presencia obligó a los agentes de la Policía Municipal a cortar inicialmente el carril derecho, e instantes después los dos, para facilitar la labor de los sanitarios a la hora de atender al único ocupante del Clio y a los dos que iban en el Fiat.

Fue entonces cuando llegó la sorpresa. El conductor del Fiat presentaba, al parecer, signos evidentes de embriaguez y fue sometido a la pertinente prueba con el etilómetro, en la que, en efecto, dio positivo por alcoholemia. Pero es que al identificar al segundo implicado, la víctima del alcance, según todos los indicios, los agentes descubrieron que tenía el carné de conducir retirado temporalmente por la pérdida de todos los puntos –aún no había realizado el curso obligatorio de reciclaje para recuperarlos–. Así que ambos, al margen de las lesiones, salieron del túnel en ambulancia –rumbo al Río Hortega– y con sendas denuncias bajo el brazo por la comisión de un presunto delito contra la seguridad vial.

El subterráneo recuperó la normalidad al filo de las siete y media.