El Norte de Castilla

La hostelería firma 1.500 contratos en Valladolid con el tirón de las fiestas

fotogalería

La buena temperatura de estos días invita a visitar la Feria de Día, con el consiguiente aumento de trabajo .

  • El turismo en Valladolid vivió un fin de semana excepcional gracias a los conciertos, el cartel taurino y el buen tiempo

Los teléfonos de las recepciones de los hoteles no dejaron de sonar la pasada semana. El viernes y el sábado no hubo habitación vacía en ningún lugar de alojamiento de Valladolid. Las casetas, tradicionales en la Feria del Día, también disfrutaron del éxito de afluencia de turistas el pasado fin de semana, cuya demanda propicia que se necesiten 1.500 personas para el buen funcionamiento de estos negocios. ¿La causa? El fantástico cartel de las Fiestas de la Virgen de San Lorenzo y los conciertos de Fangoria y John Newman.

Fotos

  • Ambiente en las casetas de la Feria de Día

Para Jaime Fernández, presidente de la Asociación Provincial de Hostelería, este fin de semana ha supuesto «más que una satisfacción» debido a la gran afluencia de público por el concierto de Newman y la corrida a la que asistió José Tomás, entre otros toreros. Al ser fin de semana incluso se necesitaron trabajadores extra para cubrir la demanda, que es superior a la del resto de días.

Resulta complicado evaluar los beneficios que recibirán los negocios en estas ferias pero, según Fernández, «no cabe duda de que se superará al año anterior». La alegría de la gente supone para el representante de los hosteleros una gran importancia ya que «una vez más se demuestra que la Feria de Día es de las principales atracciones de estas Fiestas de la Virgen de San Lorenzo».

La hostelería firma 1.500 contratos en Valladolid con el tirón de las fiestas

Un camarero, en una de las casetas de la Plaza de la Universidad. / R. Alonso

Si el primer fin de semana fue un éxito, el segundo se espera que lo sea aún más. «Si el tiempo se mantiene, esperamos una afluencia más espectacular», sentenció Jaime Fernández, que indicó también que el precio de 2,80 euros por ración no es problema para la gente, ya que busca «pasárselo bien y buscar la caseta que más les gusta» sin importar demasiado el importe a pagar.

De otro lado, la limpieza se ha reforzado estos días para dar servicio a todas las zonas de casetas, aunque algunas se hayan ‘olvidado’. El propio alcalde, Óscar Puente, fotografió por la mañana con su teléfono móvil un contenedor de la calle Colmenares que estaba repleto de basuras y, con este calor, quizá no era ni el olor ni la mejor imagen posible en fiestas.

«El hecho de ser fin de semana, las actuaciones musicales brillantes y la corrida de toros hicieron que Valladolid tuviera una ocupación importante», declaró el presidente de la Asociación de Hoteles de Valladolid, Francisco de Frutos, que se mostró «satisfecho» por la llegada de turistas en los días señalados. Dejando a un lado las cifras, el presidente de la asociación considera primordial las sensaciones recibidas. «Lo más importante no es la ocupación del domingo, sino que el día siguiente amaneciera con el nombre de Valladolid en todas las portadas de periódicos nacionales». Para de Frutos, es un error señalar que el único origen del éxito en los hoteles fuera la corrida de toros. El concierto de John Newman fue «espectacular», según el presidente de la Asociación de Hoteles. «Es un evento que se puede ver en las grandes ciudades europeas y Valladolid ha estado al nivel de una gran ciudad europea».

En cuanto al próximo fin de semana, Francisco de Frutos indicó que la ocupación volverá a ser muy alta y que se prevé que los hoteles más céntricos se llenen de nuevo. Apesar de ello y de reconocer el esfuerzo que realiza la concejalía de Turismo, el representante del sector hotelero confesó que «de nueve días que duran las fiestas, la ciudad va a estar llena cinco». Por ello, planteó que todos los responsables del sector deberían colaborar para «determinar algún evento que genere demanda los días que son mas flojos». Tanto casetas como hoteles preparan ya el próximo fin de semana, el último de ferias.