Torrelobatón disfruta con 'El Cid'

Los vecinos del municipio vallisoletano disfrutaron de la cinta en el centro cultural
Los vecinos del municipio vallisoletano disfrutaron de la cinta en el centro cultural / Laura Negro

  • La obra dirigida por Mann se rodó en el municipio, que se ha volcado también con la proyección del documental que narra como se rodó el film

Corría el año 1962 y los vecinos de Torrelobatón acudían expectantes a un gran estreno de cine, el de la película ‘El Cid’, en el Teatro Calderón. Un filme dirigido por Anthony Mann y con Charlton Heston y Sofía Loren como protagonistas. El entusiasmo se explicaba porque tenía como escenario estelar el castillo de la localidad y a sus vecinos como figurantes. Entonces lo vivieron con ilusión, curiosidad y nerviosismo, y no se libraron de las regañinas de los acomodadores del teatro por sus risas y cuchicheos al ver a sus vecinos actuar.

Más de cincuenta años después, una estampa similar se repetía. Sucedió, en concreto, el pasado miércoles, cuando los torreños vivieron con la misma intensidad de entonces un nuevo estreno de cine, en el que su pueblo y ellos mismos eran claros protagonistas.

Los vecinos, todos juntos, visionaron ‘Bienvenido Mr. Heston’, un documental de los jóvenes directores Pedro Estepa y Elena Ferrándiz, que narra las vivencias del rodaje de ‘El Cid’ en Torrelobatón, en marzo de 1961.

Estaba previsto que el pase fuera en el patio de armas del castillo, pero la desapacible climatología no lo permitió y, finalmente, el filme se visionó en un abarrotado centro cultural. Para algunos, esta era la segunda vez que veían el documental, que tuvo su puesta de largo en la 60º edición la Seminci. La presentación corrió a cargo de la periodista y actriz torreña María Negro, quien remarcó que el documental es «un precioso regalo y un gran homenaje para Torrelobatón».

Dos años de trabajo

Tras dos años de intenso trabajo, Estepa y Ferrándiz se mostraron satisfechos de regresar al municipio vallisoletano para presentar la cinta a sus vecinos.

Un ambicioso proyecto realizado con un presupuesto total de 22.000 euros que no ha contado con subvenciones públicas y que está cosechando numerosos éxitos en todos los festivales a los que ya ha sido presentado.

Cincuenta horas de grabación resumidas en 70 minutos en los que se recogen anécdotas emocionantes, entrañables y también divertidas de la memoria colectiva de los oriundos. «Al principio, teníamos miedo de cómo iba a reaccionar la gente ante la cámara, pero todos nos sorprendieron con su naturalidad y con la sencillez con la que relataban sus vivencias», expuso Elena Ferrándiz.

Allí estaba Sátur, la vecina más longeva de Torrelobatón. A sus 99 años, se emocionó al verse en pantalla. Modista de profesión, fue la encargada de coser las banderas para el rodaje. «Me trajeron las telas e incluso las bobinas de hilo, pero… no me pagaron ni una peseta», recuerda. Ayer, en pantalla, salía acompañada de su vieja máquina de coser, emulando las labores de antaño.

Otra de las apariciones estelares fue la de Geña y su hijo Juan Manuel, quienes relatan que prepararon una alcoba para recibir en su casa a los miembros del rodaje, aunque, «después de tener la cama preparada como una novia, allí no se presentó nadie. Eso sí, estaba tan bonita que se la enseñé a todas las vecinas», se le ocurrió decir a ella.

Luis Luengo pasó varias horas rodando una de las escenas del documental, una experiencia nueva para él, ya que en ‘El Cid’ no pudo participar. «Yo regentaba la antigua gasolinera del pueblo y, aquellos días, tuve muchísimo trabajo debido al combustible que necesitaban los generadores y a la cantidad de vehículos que acudieron a ver el rodaje», recuerda. Esta afluencia de visitantes también la notaron Merche y Rosario, hijas del dueño del bar, quienes vendieron «más de 300 bocadillos al día», anotan las hermanas.

El Norte de Castilla, hilo argumental del documental

La crónica de El Norte de Castilla del 23 de marzo de 1961, procedente de la pluma del periodista Antonio Hernández Higuera, sirve como hilo argumental durante todo el documental. El encargado de ponerle voz es el actor vallisoletano Emilio Gutiérrez Caba, quien también aporta sus recuerdos a la historia.

En la cinta aparecen también Fraser Heston, hijo de Charlton Heston; Andrea Bronston, hija del productor Samuel Bronston; y el decorador Gil Parrondo, ganador de dos Oscar y responsable de que Torrelobatón fuera elegido como lugar de rodaje, ya que conocía el municipio de sus meses de servicio militar en Valladolid. «Era un pueblo silencioso y maravilloso. Llegamos haciendo mucho ruido y hablando en inglés. Para los lugareños, es como si hubiera llegado alguien de otro planeta», indica en el documental.

En ‘Bienvenido Mr. Heston’, se recrean ficciones de la época a través de ‘flashbacks’ utilizando imágenes propias de la película «muy difíciles de conseguir debido a los derechos de autor sobre la cinta», explican los directores. También fotografías de El Norte de Castilla y otras inéditas que el joven Martín San Miguel tomó a escondidas durante el rodaje. «Compré la cámara por 3.000 pesetas e hice un carrete de 36 fotos. Mi máximo objetivo era sacar a Charlton Heston y lo conseguí», afirma.

Una escena del documental 'Bienvenido Mr. Heston', de Elena Ferrándiz y Pedro Estepa

Una escena del documental 'Bienvenido Mr. Heston', de Elena Ferrándiz y Pedro Estepa / El Norte

Durante el pase del documental, fue fácil comprobar cómo los 55 años que han transcurrido desde la grabación no han logrado empañar el brillo de los ojos de los torreños que vivieron intensamente aquellos días y que ahora se han visto de nuevo reflejados en la gran pantalla. Pedro Estepa y Elena Ferrándiz han sabido recoger con maestría en sus cámaras todos los detalles guardados durante décadas en la memoria de los torreños.

Presentación a Los Goya

Al mismo tiempo que, en Torrelobatón, el trabajo de Estepa y Ferrándiz se estaba proyectando, también lo hacía en Estados Unidos, donde compite en la sección oficial del Rhode Island International Film Festival, optando al Gran Premio a la Mejor Película Documental. Un certamen clasificatorio para los premios Óscar de la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas de Estados Unidos.

‘Bienvenido Mr. Heston’, actualmente, se está exhibiendo en las diferentes etapas del Camino del Cid y sus creadores apuntan hacia los Premios Goya. «Para presentarlo a los Goya, hay que estrenarlo durante al menos tres días en un cine comercial. Estamos buscando localizaciones, entra las que barajamos Madrid, Valladolid e, incluso, Medina del Campo», concluye Estepa.